Rajoy insta a la "mayoría silenciosa o silenciada a que convierta su voz en voto"

Rajoy insta a la "mayoría silenciosa o silenciada a que convierta su voz en voto"

El presidente del Gobierno contrapone la recuperación económica española al independentismo en la proclamación de Xavier García Albiol como candidato a la Generalitat

Preocupado por el impacto que tiene en la economía catalana la salida de empresas y el boicot a los productos de Cataluña, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, quiso recordar que "todos los sectores de la economía han sufrido por sectarias y frívolas decisiones" en referencia a la Declaración Unilateral de Independencia (DUI), por lo que se puso como principal objetivo recuperar la normalidad. De ahí que Rajoy, en su primera visita a Barcelona tras la aplicación del artículo 155, remarcó la importancia de las elecciones del próximo 21 de diciembre para "abrir una nueva etapa para que los catalanes no abonen la factura después de sufrir la fractura". El presidente del Gobierno sacó pecho de la recuperación económica española y la creación de empleo frente al independentismo y los malos resultados económicos en Cataluña en el último mes

En su intervención en la proclamación como candidato del líder del PP catalán, Xavier García Albiol, a la Generalitat, Rajoy también quiso justificar la aplicación del 155 en Cataluña. Lo hizo sin complejos ya que "se habían agotado todas las vías" y porque lo habrían hecho igual países como Alemania o Francia que se tengan "respeto de sí mismo" y con mecanismos parecidos cuando se quiere romper su unidad territorial. En este sentido recordó el apoyo que han tenido de Europa para aplicar estas medidas.

El presidente aseguró que con el 155 se puso punto final al "delirio de los independentistas" y para frenar la "escalada de agresión a la convivencia", así como "el respeto a la libertad" y la restitución del "autogobierno y el interés general". En este sentido recordó que "ningún gobierno puedo instalarse en la ilegalidad y presumir de ello, ni aquí ni en ningún otro sitio del mundo" y que quería "recuperar la confianza, proteger la recuperación económica y celebrar elecciones con neutralidad institucional". Por eso remarcó que el 155 permite "devolver la tranquilidad a la vida cotidiana, la normalidad a las cosas, no cansar más a la gente que llevamos muchos años así y convivir sin más discusiones entre vecinos".

Rajoy recordó que las elecciones del 21 de diciembre serán "autonómicas y dentro de la Constitución y el estatuto" y que se pondrán "urnas de verdad, con la ley". Para recuperar esta normalidad, el presidente instó a que la "mayoría silenciosa o silenciada convierte su voz en voto" "La Cataluña que ahora despierta y es plural y diversa, y se contrapone a la homogénea" del independentismo, aseguró Rajoy quien espera que tras los comicios se abra una "etapa nueva de recuperación económica, de convivencia y aceptar reglas del juego". "En España se puede defender cualquier idea, es una democracia. Se puede ser hasta independentista pero los independentistas están sometidos a la ley como estamos los demás que no lo somos", recordó Rajoy.

Por eso consideró "urgente devolver la normalidad a Cataluña para relajar tensión social y la incertidumbre económica" para "recuperar la normalidad ante los estragos separatistas que han sido muchos". Rajoy recordó el crecimiento en España en los últimos tres años y destacó que "la inestabilidad frena la capacidad de Cataluña para crear empleo". "Ante los que dicen independencia o independencia les decimos Constitución, Estatuto, convivencia y 'seny' o lo que es lo mismo, Cataluña, España y Europa que es lo que quiere la mayoría de Catalanes" dijo el presidente del Gobierno quien aseguró a los simpatizantes de su partido con "nadie os echará ni de España ni Europa. Los separatistas no romperán lazos que nos unen y no conseguirán que su viaje a ninguna parte nos traiga crisis, paro y fractura de la sociedad catalana".

"La independencia es tóxica y destruye a Cataluña"

Por su parte, el candidato a la presidencia de la Generalitat y presidente del PP catalán, Xavier García Albiol, empezó su intervención agradeciendo a Rajoy que aplicase el artículo 155 en Cataluña, así como "el cese de Puigdemont, Junqueras y el Govern y el cierre de embajadas y chiringuitos". Aseguró que el 21 de diciembre "hay mucho en juego. Seguir en la pendiente de crisis y caos que nos ha llevado Junqueras y Puigdemont o volver a la senda de la tranquilidad y de la legalidad". Además, recordó que "se ha demostrado que la independencia es tóxica y destruye a Cataluña" y pidió a los que dicen que hay "presos por sus ideas" que "dejen de insultar a España y a Cataluña, no se puede mentir sobre la realidad como que España es una democracia consolidada y aquí no se encarcela a nadie por sus ideas sino por cometer actos al margen de la ley".

García Albiol también sacó la bandera de la recuperación económica frente a la fuga de empresas de Cataluña en las últimas semanas y recordó que las próximas elecciones permitrán "salvar la temporada turística y evitarán que el MWC se vaya de Barcelona". "Tendremos que elegir entre Junqueras o Planeta, entre la CUP o Bimbo o entre Forcadell y los Premio Onda", remarcó García Albiol quien recordó que su partido propone creación de empleo y el independentismo "cortes de carretera y revolución".

Además, aseguró que "soy consciente que nosotros solos no podemos hacer" el cambio por lo que pidió "un compromiso claro" al PSC y a Ciudadanos para hacer un "proyecto compartido". También afeó que los socialistas flirteen con un "pacto progresista" que podría incorporar a Comunes o Esquerra o la inclusión de ex consellers que permitieron el 9-N, como el caso de Ramón Espadaler, número 3 de la candidatura del PSC.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino