Puertos del norte de Chile permitirían reducir costos en un 35% a exportaciones de productos argentinos

Puertos del norte de Chile permitirían reducir costos en un 35% a exportaciones de productos argentinos

“El desafío que se nos presenta es fomentar la inversión pública en pasos, ferrocarriles y rutas, a fin de conectar los corredores bioceánicos. Además, es necesario mejorar y coordinar la normativa de organismos nacionales de control fitosanitario, como el Senasa y el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de Chile, o de las Aduanas de los países integrantes”,

Bernardo Abruzzese, secretario de la Representación Oficial en Buenos Aires y de Relaciones Internacionales, responsable de la promoción de exportaciones y la atracción de inversiones, en sinergia con el Ministerio de Producción, Recursos Naturales, Forestación y Tierras, destacó la reducción de costos que implicaría para la provincia argentina de Santiago del Estero exportar su producción enfocada en maíz, trigo, legumbres, soja y fibras de algodón por los puertos del norte de Chile.

En el contexto de la participación provincial en organizaciones como Atacalar y Zicosur, se refirió a los desafíos que plantean dichas instancias.

“Ambas iniciativas apuntan a romper las dificultades logísticas que se le presentan a la región del noroeste argentino (NOA), y a fomentar la cooperación multilateral entre estados provinciales. En el caso de Santiago del Estero, el 70% de nuestras exportaciones están destinadas al mercado asiático y poder enviarlas a través de los puertos de las regiones de Atacama y Antofagasta de Chile reduciría una semana el tiempo de flete marítimo y representaría la posibilidad de salir a puertos no saturados y de aguas profundas. Todo esto implica un ahorro general de hasta el 35% de los costos con respecto a los puertos tradicionales del litoral argentino”, recalcó la autoridad encargada promover las exportaciones de Santiago del Estero, según consignó La Nación.

En ese sentido, indicó que dicho diagnóstico es compartido por los estados subnacionales de Brasil, Paraguay y Bolivia. “El desafío que se nos presenta es fomentar la inversión pública en pasos, ferrocarriles y rutas, a fin de conectar los corredores bioceánicos. Además, es necesario mejorar y coordinar la normativa de organismos nacionales de control fitosanitario, como el Senasa y el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de Chile, o de las Aduanas de los países integrantes”, agregó.

Teniendo en cuenta la distancia con los puertos argentinos, más 1.000 km, Abruzzese afirmó que “el ferrocarril es imprescindible y se está avanzando en ese sentido. También necesitamos mejorar la conexión con los puertos chilenos y mejorar las rutas nacionales. Hoy, tenemos rutas nacionales saturadas, como la ruta 34, y siendo una de las vías principales de comunicación para toda la región, aún mantiene solo dos carriles, lo que representa costos y peligros que se deben encarar”.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino