Pidieron a productores reducir ingreso de cañeros brasileños a Bella Unión y limitan sus salidas

Pidieron a productores reducir ingreso de cañeros brasileños a Bella Unión y limitan sus salidas

Gremial de plantadores estima que no han ingresado más de 15 trabajadores desde Brasil; todos ellos cumplen cuarentena obligatoria de una semana y se les realizará hisopado.

La Asociación de Plantadores de Caña de Azúcar del Norte Uruguayo (Apcanu) pidió a los productores que, en la medida de lo posible, no ingresen trabajadores extranjeros para participar en la cosecha de caña de azúcar en Bella Unión, Artigas. “Hicimos lo imposible para que este año, por el covid-19, no vengan trabajadores brasileños”, dijo a El Observador el presidente de la gremial, Djelil Brysk.

El presidente de la República, Luis Lacalle Pou, había anunciado “testeos masivos” para unas 300 personas que llegaran de Brasil para emplearse en la zafra que comenzará el miércoles 20. No obstante, Brysk señaló que al día de hoy “no ingresaron más de 15 trabajadores” del vecino país, si bien precisó que “recién se está empezando”.

A comienzos de mes se rmó un protocolo sanitario para “minimizar el impacto del Sars-Cov2” durante la cosecha. Se determinó así que quienes llegaran del otro lado de la frontera deberán incurrir en una cuarentena obligatoria de al menos seis días. También se realizarán hisopados previo a iniciar la actividad laboral, tarea que está a cargo de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) en Bella Unión.

Asimismo, se estableció que los trabajadores con residencia en Brasil solo podrán retornar a sus hogares cada al menos 30 días, cuando lo habitual era hacerlo cada dos semanas. Antes de retomar las tareas en Bella Unión, deberán repetir el procedimiento: connamiento de una semana y test de hisopado para descartar el contagio. Brysk estimó que la zafra se extenderá hasta la primera quincena de octubre “si todo anda bien”.

Otra de las medidas indicadas en el protocolo consiste en controles de temperatura con termómetros infrarrojos por parte de los capataces a los trabajadores. “Nosotros recomendamos que todos los grupos de cosecha los tengan, pero no estamos consiguiendo disponibilidad de muchos en plaza. Estamos hablando con dos o tres proveedores para que mañana ya se tengan los que faltan”, comentó el presidente de la gremial.

En Bella Unión son miles de personas que viven de la zafra de caña de azúcar. Según datos de Apcanu, la cosecha este año empleará a 1.200 destajistas, 500 camioneros, graperos y tractoristas, 320 productores y alrededor de 700 trabajadores de la empresa Alcoholes del Uruguay (Alur).