Con “chicanas” y fuego cruzado, el Senado votó el Fondo Coronavirus

Con “chicanas” y fuego cruzado, el Senado votó el Fondo Coronavirus

Por unanimidad la Cámara Alta dio media sanción al proyecto que busca dotar de recursos el fondo en cuestión para combatir el Covid-19.

En una sesión reñida, con chicanas y pases de facturas entre el gobierno y la oposición, el Senado aprobó por unanimidad (30 votos en 30 presentes) la creación del Fondo Coronavirus en el que se crea un impuesto mensual y transitorio (por dos meses con la posibilidad de extenderse por otros tres) en el sector público y cargos políticos.

A las 14.25 horas se puso a consideración de la Cámara Alta en carácter de “grave y urgente” el tratamiento del proyecto de ley para la creación del Fondo Coronavirus. Por la mañana, para dar “un mensaje de unidad” ante la crisis, el Frente Amplio había acompañado el proyecto de ley en Comisión, que terminó aprobándose por unanimidad.

Todo indicaba que la sesión sería tranquila, pero no fue así, sino todo lo contrario, Con cruces, chicanas, acusaciones de “buscar rédito político”, y algún pase de facturas por posiciones que “con el tiempo cambiaron”, la sesión transcurrió en un clima ríspido.

Con algún mensaje entrelíneas, Jorge Gandini explicó el proyecto a discutirse, y planteó que “este fondo seguramente no resuelve todos los problemas, pero puede resolver una parte”, y para lo demás se trabaja en otras posibles soluciones.

Pese a todo, el proyecto terminó votándose por unanimidad, y consta de 14 artículos. Entre los puntos más importantes a destacar, se crea un impuesto mensual y transitorio, que gravará las remuneraciones y prestaciones, por encima de los $120.000 nominales en el sector público, además de las jubilaciones.

Los cargos políticos, cargos de particular confianza y cargos del servicio exterior también están comprendidos, como las remuneraciones y prestaciones nominales del Presidente y Vicepresidente de la República, Legisladores, Ministros y Subsecretarios de Estado, Intendentes y demás funcionarios políticos y de particular confianza, que estarán gravadas por este impuesto, con una tasa del 20%. Todo ello se aplicará a los ingresos correspondientes a los meses de abril y mayo de 2020 facultándose al Poder Ejecutivo a prorrogar su aplicación hasta por un período máximo de tres meses.

El senador Mario Bergara aseguró que el FA acompañaría en general el proyecto, debido a que la fuerza “ha definido un posicionamiento político por los impactos económicos y sociales”. “La creación de un fondo va en la dirección correcta, pero vemos una discriminación en el aporte de funcionarios públicos y de pasivos, hay segmentos de la población uruguaya que están en condiciones de aportar”, añadió recordando posteriormente el proyecto que el FA le presentó al presidente Luis Lacalle esta semana.

“Como FA hemos saludado las medidas que entendemos y compartimos la dirección, pero creemos que hay que darle mayor profundidad para la mañana siguiente”, dijo José Carlos Mahía. “Nosotros no pretendemos asumir un rol que no nos corresponde, la ciudadanía no nos lo dio, pero ante dificultades, ante fenómenos excepcionales, apostamos a la unidad nacional”, añadió.

Públicos y privados

La senadora Carolina Cosse se alineó a Bergara, pero se mostró en contra de “la dicotomía entre trabajadores públicos y privados”, para después comentar que “los legisladores, políticos, los que ocupan cargos de responsabilidad, tenemos que ser los primeros en poner el hombro y en ese sentido saludo la iniciativa del proyecto”.

A su vez Alejandro Sánchez comentó que: “hoy se esconden las recetas que hablaban de un Estado mínimo. Porque cuando hay crisis económicas, a la gente lo único que le queda es el Estado, ya que el capital es cobarde, y se refugia en lugares seguros”.

La propuesta del Frente Amplio de que la rebaja a los cargos políticos sea “permanente”, y las argumentaciones de la bancada, generaron malestar en el oficialismo. La senadora nacionalista Graciela Bianchi manifestó: “De ninguna manera voy a permitir que les tomemos odio a los públicos, ese es un prejuicio que estuvieron manejándolo por mucho tiempo y les salió mal. Queremos utilizar los recursos públicos como corresponde. Les salió mal, el liberalismo, la libertad no se contrapone con la solidaridad. El Estado está al servicio de la Nación”. “A la tarde aparecieron las chicanas políticas. Me voy a quedar con la imagen de que trabajaremos codo a codo”, dijo a su vez Amin Nifouri.

“Es de lo más chiquito de la auténtica miseria política”, dijo Sebastián Da Silva ante la propuesta del FA, a lo que Andrade respondió: “si la plantea el gobierno está bien, si la plantea la oposición es perversa”. “Nos llegó ayer el proyecto”, dijo. “¿Qué está mal? ¿A quién perjudicamos al proponer que la quita se mantenga todo el período?”, cuestionó el comunista.

Finalmente el proyecto en general se aprobó por unanimidad, lográndose la media sanción para la creación del Fondo Coronavirus. Pasará ahora a Diputados, y se discutirá en la sesión de hoy.