Irlanda vuelve a las urnas con el Fine Gael de Varadkar a la zaga

Irlanda vuelve a las urnas con el Fine Gael de Varadkar a la zaga

Las encuestas vaticinan un escenario parlamentario sin mayorías y con el Sinn Féin como invitado incómodo entre los grandes partidos.

Los irlandeses están llamados este sábado a las urnas para unas elecciones parlamentarias que podrían marcar un punto y aparte en el escenario político del país, en vista de unos sondeos que sitúan a la zaga al partido gobernante, el Fine Gael de Leo Varadkar, y que vaticinan unos resultados sin precedentes para el Sinn Féin. Varadkar, que en 2017 sucedió a Enda Kenny como primer ministro con la legislatura ya empezada, sopesó durante estos últimos meses cuál debía ser la fecha de los comicios legislativos, habida cuenta de que hasta este mes de enero no quedaron resueltas la salida de Reino Unido de la UE y la crisis política en Irlanda del Norte.

El líder del Fine Gael ha llamado a los votantes a revalidar la conanza en el partido para tener "un mandato fuerte" de cara a futuros desafíos, entre los cuales ha incluido un Brexit aún inacabado por las negociaciones sobre las relaciones que tendrán Reino Unido y la Unión Europea a partir del 1 de enero de 2021.

La economía teóricamente juega a favor de la formación gobernante y Varadkar lanzó el jueves un último alegato para "no poner en riesgo" los progresos. El paro ha caído hasta el 4,8 por ciento, nivel inédito desde la crisis, y el crecimiento del PIB en 2020 debería rondar el 3,3 por ciento, pero el Ejecutivo no ha logrado que la población de a pie perciba la mejora de los datos macroeconómicos. Así, las últimas semanas han estado marcadas por polémicas de índole social como las protestas del personal médico por la saturación de los servicios públicos o las heridas sufridas por un 'sin techo' durante el desalojo de un asentamiento en Dublín.

Tampoco parece que Varadkar vaya a capitalizar en las urnas su popularidad internacional o el liderazgo en los momentos más críticos del Brexit, cuando el proceso estuvo a punto de venirse abajo por las discrepancias en torno al futuro de la frontera con Irlanda del Norte y por la salvaguarda establecida --conocida como 'backstop' en la jerga comunitaria--.

EL SINN FÉIN SUBE

Las encuestas publicadas en los últimos días dieren en torno a la intención de voto que contemplan para cada partido, pero todas ellas muestran una tendencia a la baja para el Fine Gael, que ya gobierna en minoría gracias al respaldo puntual de su principal rival político, el opositor Fianna Fáil.

Segun el 'Sunday Business Post', el partido de Varadkar obtendría el 19 por ciento de los votos, mientras que otro sondeo publicado por 'The Irish Times' le sitúa en el 23 por ciento. El Fianna Fail, con Micheál Martin al frente, gura en ambos casos por delante, con un 23 y un 26 por ciento de intención de voto, respectivamente.

El tercer gran actor en disputa es el Sinn Féin, cuya líder, Mary Lou McDonald, ha ganado en popularidad en los últimos meses. La cadena pública RTE se vio obligada a admitir a McDonald en el debate televisado del martes tras excluirla inicialmente por considerar que no tenía opciones reales de encabezar el Gobierno, en virtud de lo dicho por los otros dos grandes partidos, que descartan una posible alianza.