Procesan a seis mandos de Armada argentina por el hundimiento del submarino

Procesan a seis mandos de Armada argentina por el hundimiento del submarino

04/02 - 20:37 - La Justicia argentina ordenó el procesamiento de seis altos mandos de la Armada por el hundimiento del submarino ARA San Juan, y rechazó investigar al expresidente del país Mauricio Macri (2015-2019) y al exministro de Defensa Oscar Aguad, según un fallo conocido este martes.

Tras la desaparición del submarino en noviembre de 2017 con 44 tripulantes a bordo y su hallazgo un año después hundido en el fondo del Atlántico, la causa se elevó a juicio oral e incluye embargos monetarios para los procesados, informó la agencia Estatal Télam.

En la resolución, la jueza federal de Caleta Olivia Marta Yáñez acusó a los seis altos mandos de la Armada argentina de "incumplimiento de los deberes de funcionario público", "omisión de deberes del oficio" y de "estrago culposo agravado por el resultado de muerte en concurso de idea".

Los procesados son Jorge Sulía, exjefe de Logística del Comando de la Fuerza de Submarinos (COFS); Hugo Correa, exjefe de Operaciones del COFS; Héctor Alonso, exjefe de Estado Mayor del COFS; Luis López Mazzeo, titular del Comando de Adiestramiento y Alistamiento; Claudio Villamide, comandante de la Fuerza de Submarinos, y Eduardo Luis Malchiodi, exjefe de Mantenimiento y Arsenales de la Armada.

Los altos mandos recibieron embargos que oscilan entre los 2 y los 3,5 millones de pesos (entre 31.746 y 55.555 dólares), mientras que el caso contra José Marti Garro, exjefe de Operaciones del Comando de Adiestramiento y Alistamiento, fue sobreseído.

Del mismo modo, la jueza Yáñez rechazó investigar al exmandatario Mauricio Macri, al exiministro de Defensa Oscar Aguad y al entonces jefe de la Armada, el vicealmirante Marcelo Srur, como había sido solicitado por las querellas.

En el caso de Macri, argumentó que pese a que el presidente de Argentina ejerce como Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas, este cargo "no es de naturaleza técnico-militar, pues esta es ejercida por su grupo de profesionales idóneos".

El ARA San Juan, fabricado en Alemania e integrado en 1985 a la Armada de Argentina, partió el 13 de noviembre de 2017 del sureño puerto de Ushuaia, adonde sus tripulantes habían acudido para realizar maniobras militares, para dirigirse de regreso a su base, en la localidad bonaerense de Mar del Plata.

En su última comunicación, en las primeras horas del 15 de noviembre y desde una zona a 430 kilómetros del punto más cercano de la costa, el comandante había informado de que se produjo un principio de incendio en un compartimento de baterías por la entrada de agua al submarino, un problema que según reconoció después la Armada fue resuelto y el buque pudo seguir su viaje.

Tras un año de búsqueda y numerosas protestas de los familiares por los nulos progresos, la empresa estadounidense Ocean Infinity anunció el hallazgo del submarino en la noche del 16 al 17 de noviembre -apenas un día después del primer aniversario de su desaparición- hundido en el fondo del mar a 500 kilómetros de la costa.

Además de la investigación judicial, en el Parlamento argentino se llevó a acabo una comisión el pasado 18 de julio en la que se determinó que hubo "responsabilidades compartidas" en la cadena de mando de la Armada.