Mitsotakis forma un Gobierno más conservador de lo esperado

Mitsotakis forma un Gobierno más conservador de lo esperado

Sólo dos mujeres, en Educación y Cultura, entre los 17 ministros griegos

El Gobierno que ha formado el nuevo primer ministro griego, Kyriakos Mitsotakis, está más inclinado a la derecha de lo que se esperaba. El líder de Nueva Democracia, que se define como liberal y reformista, ha rescatado a pesos pesados del partido para formar su nuevo Gabinete, entre los cuales se encuentran algunos nombres muy conservadores.

Entre los 17 nuevos ministros griegos sólo hay dos mujeres, para Educación y Cultura (que en Grecia es un ministerio de peso). Esto, sin embargo, no es ninguna novedad: de los 22 ministros de Alexis Tsipras, sólo cinco eran mujeres. La representación femenina en el Parlamento también dista mucho de la igualdad, con sólo 58 diputadas de los 300 que forman la Cámara. En la anterior legislatura eran 56.

Los ministros más polémicos son los de Inversiones y Agricultura, con pasado en la extrema derecha

En el Gabinete de Mitsotakis hay caras ya conocidas. Seis de los ministros ya lo han sido en gobiernos anteriores. La cartera más importante, la de Economía, es para el liberal Christos Staikuras, que ya ejerció como viceministro de este departamento en el gobierno de Andonis Samarás, cuando Grecia firmó el segundo rescate. Para la cartera de Exteriores rescata al exministro Nikos Dendias. Este nombramiento también es interesante, porque Dendias es uno de los poquísimos en Nueva Democracia que no se ha posicionado contra el acuerdo histórico que Alexis Tsipras firmó con Macedonia del Norte, aplaudido internacionalmente pero rechazado por la mayoría de los griegos.

Los ministros más polémicos son los que provienen del mundo de la extrema derecha: Adonis Georgiadis, a la cabeza de Crecimiento e Inversiones, y Makis Voridis para Agricultura. Propietario de una editorial y teletienda de libros sobre la antigüedad griega, Georgiadis empezó en política con el partido ultraderechista Laos y en el 2012 se mudó a Nueva Democracia. Fue ministro de Sanidad con Samarás, y durante esa etapa se encargó de aplicar una reforma sanitaria que le llevó a expulsar de la cobertura médica a más de 2,5 millones de parados y a despedir a 1.500 médicos. Suya es la controvertida propuesta, en el 2013, de obligar a las prostitutas, toxicómanos, personas sin techo e inmigrantes indocumentados a someterse a pruebas del VIH como política preventiva. También ha tenido que pedir perdón por declaraciones antisemitas realizadas en el pasado y escribió un libro que decía que la aceptación social de la homosexualidad en la Antigua Grecia era un mito. Voridis, en los ochenta dirigió las juventudes de EPEN, una fuerza fundada por el líder del golpe militar de 1967, sustituyendo a Nikolaos Michaloliakos, el ahora cabecilla de los neonazis de Amanecer Dorado.

El nuevo Gobierno griego ha dado el mensaje de que no hay un minuto que perder para aplicar sus recetas económicas al país: menos impuestos, más empleo y más inversión extranjera. Mitsotakis no se tomó ningún día de gracia y juró el cargo horas después de ganar las elecciones por casi el 40% de los votos, consiguiendo mayoría absoluta. Hoy mismo tendrá lugar el primer Consejo de Ministros y se prevé que la semana que viene ya comiencen a aprobar leyes. La que tiene prioridad es la bajada del IVA en dos puntos (del 24 % al 22 % y del 13 % al 11%), y del impuesto de sociedades en ocho puntos en dos años. El presidente del Eurogrupo, Mario Centeno, ya ha avisado al nuevo Gobierno que debe cumplir los compromisos alcanzados.