El chavismo y la oposición reanudan el diálogo en República Dominicana

El chavismo y la oposición reanudan el diálogo en República Dominicana

Los opositores aspiran a una hoja de ruta para elecciones libres; el régimen chavista, al levantamiento de las sanciones

Las cartas ya están echadas. Ahora las partes deberán continuar este viernes en República Dominicana el proceso de negociación, para seguir avanzando en consensuar un acuerdo que definirá el futuro de Venezuela con el fin de salir de la severa crisis en la que está sumida tras19 largos años de régimen chavista. Lo que debatirán las delegaciones de la oposición y del oficialismo es un acuerdo o una especie de hoja de ruta que compromete a las partes bajo la tutela de la comunidad internacional que actuará como un árbitro que dará garantía para el fiel cumplimiento.

Para la oposición, los aspectos fundamentales de la negociación son elecciones libres y transparentes con un nuevo consejo electoral, liberación de presos políticos, apertura del canal de ayuda humanitaria y restitución de las facultades de la Asamblea Nacional. Y para el oficialismo es la suspensión de las sanciones internacionales y el reconocimiento de la asamblea constituyente.

Es la primera vez que Venezuela entra en un proceso de negociación de esta naturaleza, que más allá del diálogo, es un compromiso con tiempo, lapsos y condiciones donde las partes asumen el cumplimiento de lo acordado tras firmar el documento.

Jorge Rodríguez, que encabeza la delegación chavista, afirmó desde Estambul, Turquía, que “estaremos en República Dominicana en la reunión con los factores de la oposición; después de tanta insistencia hemos logrado que se sienten, hemos logrado que la oposición se siente en una mesa de diálogo, para dirimir y resolver los problemas sociales, económicos y políticos de Venezuela; esa es la forma y no a través de vías inconstitucionales”.

Para el portavoz de la delegación opositora, Luis Florido, “no existen agendas ocultas, el árbitro del proceso es la comunidad internacional; Chile y México que son países de una larga tradición y que han venido participando en respaldo de la lucha del pueblo venezolano no van a permitir una agenda que no sea a favor de los intereses del pueblo venezolano y del rescate de la democracia”. El dirigente opositor resaltó que todo proceso de negociación es “complejo, difícil pero necesarios, y que la historia no se equivoca porque las dictaduras terminan con una mesa de negociación”.

El parlamentario además resaltó el apoyo a este proceso de la sociedad civil, organizada, y de todo un equipo de especializado en distintas materias, laboral, social, económico y político- "Hay una transparencia total sobre lo que se ha venido conversando en los principales temas: nuevo CNE, condiciones electorales justas con observación internacional, apertura del canal humanitario y la restitución de funciones de la Asamblea Nacional”. “Las claves del cambio pasan por un nuevo CNE equilibrado, condiciones electorales justas, observación internacional calificada y que estén habilitados líderes políticos comoLeopoldo López, Henrique Capriles, Antonio Ledezma y hasta María Corina Machado, que todos puedan participar en un proceso de elección y no sea el gobierno quien decida quién va o no”.

El presidente de la Comisión de Política Exterior además se refirió a la situación de los presos políticos y solicitó que se concilien las listas tanto del Foro Penal, como del Comité de los familiares de los presos políticos y la Asamblea Nacional ya que “todas son útiles y exigimos que se liberen a todos”. “Los presos políticos están viviendo la peor situación porque están en cárceles donde se violan sus derechos humanos, estamos buscando que se liberen a todos los presos políticos, ojalá que este 31 de diciembre tengamos a todos los presos políticos libres y que pasen la Navidad con sus familias, eso es a lo que aspiramos”, dijo.

Florido acotó que “hemos remado el barco de la negociación internacional. No firmaremos acuerdos que perjudiquen a los venezolanos. Preferimos hablarle a los venezolanos con la verdad en el caso de que no existan condiciones”.