Oferta argentina de canje es de "improbable" aceptación para los bonistas, dice experto

Oferta argentina de canje es de "improbable" aceptación para los bonistas, dice experto

La oferta de canje de deuda presentada recientemente por el Gobierno de Argentina es de "improbable" aceptación para la mayoría de los acreedores privados por lo que requeriría que se apliquen "endulzantes", consideró hoy el economista Nery Persichini.

En entrevista con Xinhua, Persichini, Gerente de Inversiones de la firma GMA Capital, se refirió al proceso de reestructuración que adelanta el Gobierno del presidente Alberto Fernández para canjear cerca de 68.000 millones de dólares, y que tiene como fecha límite (prorrogable) el próximo 8 de mayo para que sea anunciado un acuerdo entre las partes.

"A la luz de nuestras estimaciones, creemos que es improbable que los acreedores acepten esta propuesta. Nos basamos en varias razones", sostuvo el economista citando un informe elaborado por GMA Capital.

Entre los principales elementos, Persichini mencionó la variable del "exit yield", una tasa que sirve para valuar los nuevos bonos ofrecidos considerando el panorama macroeconómico futuro de Argentina y que, en definitiva, representa la tasa de rendimiento a la que van a cotizar los nuevos instrumentos.

En la oferta de canje, el Gobierno argentino contempla la emisión de unos diez nuevos títulos denominados en euros y dólares, que juntos representarán una emisión no mayor 63.535 millones de dólares, los cuales comenzarán a pagarse dentro de tres años de acuerdo con el nuevo período de gracia planteado desde el Ejecutivo.

En ese sentido, el documento de GMA Capital hace énfasis en que la propuesta del Gobierno plantea una "exit yield" cercana al 10 por ciento mientras que una "tasa más razonable" del 12 por ciento aún se aleja de los "niveles deseados" para una óptima negociación.

"Por otra parte, un tenedor que acepte el canje pasará mucho tiempo sin cobrar o devengando una tasa de cupón muy baja. En cambio, si elige ser 'holdout' y litigar en cortes internacionales, la tasa de interés es sustancialmente mayor", agregó.

De acuerdo con la firma, en el caso de los títulos bajo Ley de Nueva York, ante una eventual cesación de pagos (default) "el bonista devenga la tasa original (de intereses) hasta el vencimiento del bono y una tasa de penalidad de 9 por ciento para todos los flujos de capital e intereses no cobrados, hasta que haya sentencia".

En segundo lugar, Persichini apuntó que, considerando la heterogeneidad de los bonos, los acreedores, en la mayoría de los casos, no tienen suficientes estímulos para aceptar el canje, resultando "insuficiente" la oferta del Ejecutivo.

"Por estas razones, creemos que la discusión que se viene es cómo mejorar la propuesta de canje. La necesidad de sumar 'endulzantes' es fundamental para sumar mayor adhesión", concluyó.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino