Noruega celebra hoy elecciones con la izquierda como favorita

Noruega celebra hoy elecciones con la izquierda como favorita

Los últimos sondeos apuntan a un cambio de Gobierno después de ocho años con la conservadora Erna Solberg al frente de una coalición de derechas

Los colegios electorales abrieron hoy en la mayor parte de Noruega a las 9.00 hora local (7.00 GMT) para iniciar una jornada en la que el bloque opositor de centroizquierda aparece como favorito para ganar los comicios legislativos.

Casi 3,9 millones de noruegos están llamados a las urnas para elegir a los 169 diputados que componen el Storting (el Parlamento), en unas elecciones en las que los colegios cerrarán a las 21.00 hora local (19.00 GMT).

Los últimos sondeos apuntan a un cambio de Gobierno después de ocho años con la conservadora Erna Solberg al frente de una coalición de derecha y a un triunfo del Partido Laborista de Jonas Gahr Støre, un millonario de 61 años que ha hecho campaña contra la desigualdad social.

Si se cumplen los pronósticos, Gahr Støre podría gobernar con sus aliados del Partido de Centro y del Partido de Izquierda Socialista y no necesitaría de los apoyos de otras formaciones como los excomunistas de Rojo o los ecologistas, que podrían complicar la formación de un ejecutivo de centroizquierda.

El líder laborista dijo tener "buenas sensaciones" al votar ayer por anticipado en Oslo, reiteró su talante negociador y restó importancia a que los sondeos apunten al peor resultado de su partido en ocho décadas, hasta tres puntos por debajo del logrado hace cuatro años.

Más del 42 % de los noruegos han votado por anticipado, una cifra récord, lo que podría acelerar el recuento de votos y la proclamación de un ganador de los comicios. La campaña ha estado dominada por temas medioambientales, la sanidad, la educación y el futuro del sector petrolero, fundamental en el país.

EL PETRÓLEO, EN CAMPAÑA
La "alerta roja para la humanidad" emitida a principios de agosto por los expertos en clima de la ONU (IPCC) ha puesto el calentamiento global en el centro de la campaña electoral y ha obligado al país a reflexionar sobre el destino de las actividades petroleras que lo hicieron inmensamente rico.

El informe alentó a aquellos que, a la izquierda y, en menor medida, a la derecha quieren deshacerse del petróleo.

Los ecologistas de MDG piden el cese inmediato de todas las prospecciones petrolíferas y poner fin a la explotación petrolera en 2035, un ultimátum que rechaza Støre, licenciado en ciencias políticas en París y que fue ministro con Jens Stoltenberg entre 2005 y 2013.

Igual que los conservadores, el Partido Laborista -la otra gran fuerza en el país-descarta renunciar a las ganancias del petróleo y aboga por una retirada gradual.

En Noruega, el sector petrolero representa el 14% del Producto Interior Bruto (PIB), más del 40% de las exportaciones y 160.000 empleos directos.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino