La Reserva Federal inunda las bolsas de fuertes pérdidas

La Reserva Federal inunda las bolsas de fuertes pérdidas

El Ibex cae hasta los 8.600 puntos y ya cede el 13% en el año

La decisión de la Reserva Federal de Estados Unidos del pasado miércoles de subir los tipos de interés hasta el 2,5% y de mantener dos de las tres alzas previstas para el 2019 se tradujo ayer en fuertes pérdidas en las bolsas mundiales. En Asia, donde el Banco de Japón mantuvo su laxitud monetaria y dejó los tipos en el -0,1%, se dio inicio a la jornada con el aviso de lo que después sería la tónica del día en Occidente: mandaron las ventas. El Nikkei fue el peor de los grandes índices mundiales y retrocedió casi un 3%.

En Europa, las caídas fueron también generalizadas. El Ibex no fue una excepción y se descabalgó hasta los 8.600 puntos, un 2% menos que el día anterior. El selectivo ha perdido ya un 13% en el año y se encuentra en niveles de agosto del 2016. Ayer, algunos títulos fueron protagonistas negativos por circunstancias propias –como Dia (-10%), en su último día en el Ibex, o Inditex (-5%), castigado por un informe adverso de Credit Suisse–, pero lo destacado fue que se impuso el sentimiento negativo para todos los valores. Solo IAG cerró en positivo.

El grupo británico se contagió, quizás, de la decisión del Banco de Inglaterra de ayer de no tocar los tipos de interés, que seguirán en el 0,75% a pesar de que parece inevitable un Brexit duro. La Bolsa de Londres fue la que menos cayó ayer en Europa, un 0,8%, en el día en el que se supo que el debate sobre el acuerdo de salida del Reino Unido de la UE llegará al Parlamento británico el 9 de enero.

En el continente, las cosas fueron a mayores. En Alemania, por ejemplo, el Dax de Frankfurt, con una fuerte exposición de sus empresas a China, bajó un 1,4% en el día y cede ahora mismo un 18% en el presente año. Al margen de la propia evolución de la economía alemana y las dudas sobre el crecimiento en Europa, el índice se ve especialmente afectado por los efectos de la guerra comercial sobre sus empresas. Pero no sólo fue eso. Hay compañías que sufren en bolsa por sus propias dinámicas, como el Deutsche Bank, que ayer retrocedió otro 7% y ya acumula un descenso del 56% en el 2018.

En la Bolsa de Milán, por su parte, no se notó en exceso el acuerdo entre el Gobierno de Conte y Bruselas por el déficit alcanzado el día anterior, que ya había anticipado el mercado. Ayer, esta bolsa fue de las peores y descendió un 2%.

Los inversores se mostraron ayer decepcionados por el anuncio de la Reserva Federal de mantener al menos dos subidas de tipos de interés para el próximo año. En un momento en el que aumentan las dudas sobre la evolución de la economía mundial, los mercados esperaban un tono más “acomodaticio” a la situación actual o a lo que puede devenir en el 2019.

En Wall Street, el Dow Jones perdía más de un 2% y cerca de 500 puntos poco antes del cierre y dejaba atrás los 23.000 puntos. El Nasdaq, mucho más castigado en lo que va de año, tenía en ese momento un comportamiento ligeramente mejor, pero también caía más de un 1,5%. “Todo el mundo está tratando de digerir lo sucedido con la última reunión de la Fed, pero lo que parece claro es que los gobernadores han matado la idea de que están ahí para sostener el mercado”, dijo a Reuters Michael Antonelli, director general de renta variable de Robert W. Baird.

 

 

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino