La «huida» latinoamericana del presidente Sánchez

La «huida» latinoamericana del presidente Sánchez

15:53 - Mientras Calvo y Campo responden a la oposición en el Congreso, Sánchez se programa una rueda de prensa en la célebre Casa Rosada de Buenos Aires para continuar el trabajo pedagógica de «vender» los indultos

Apenas finalizado hoy el Consejo de Ministros, el presidente del Gobierno salía de Moncloa rumbo a Torrejón para embarcar en el Airbus que habría de llevarle al primer destino de la primera gira latinoamericana que realiza desde que es presidente, Buenos Aires, a donde está previsto que llegue a última hora de hoy martes hora española.

La gira, que le llevará a partir del jueves a Costa Rica, está diseñada para acentuar el perfil de líder internacional de Sánchez pero la acuciante realidad que vive el país, especialmente tras el giro dado por Junqueras el lunes a la actitud de ERC en referencia al procés, perseguirá al líder socialista incluso al otro lado del globo.

Mañana está previsto que el presidente Sánchez realice una comparecencia conjunta con el presidente argentino Alberto Fernández en la que se producirá su primera valoración sobre la carta de Junqueras en la que abandonaba la vía unilateral hacia la independencia en Cataluña. Ni un solo detalle se ha dejado a la casualidad: sin duda que el escenario de la rueda de prensa, la célebre Casa Rosada, la residencia del presidente de Argentina en el corazón de Buenos Aires, contribuirá a realzar el trabajo de pedagogía que está llevando a cabo el Gobierno para hacer «tragar» a muchos de sus electores una decisión, la de indultar a los políticos que pusieron en marcha el órdago independentista de 2017, difícil de entender.

La gira de Sánchez por Hispanoamérica también le servirá al presidente para ausentarse de una dura cita que tenía mañana en el Congreso. En efecto, la polémica en torno a la voluntad expresada por el Gobierno de indultar a los presos del procés, pese a lo contundente que ha sido el Poder Judicial al respecto en numerosos pronunciamientos, marcará el Pleno de control al Gobierno de mañana. Mientras el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, responderá las preguntas de la oposición respecto a la aplicación de esta medida excepcional y la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, a las cuestiones relativas a la mesa de diálogo con Cataluña, Sánchez lanzará su templado mensaje pedagógico a la nación desde un estrado colocado en las escaleras de acceso a la Casa Rosada.

Oficialmente, no obstante, el objetivo de política exterior que se ha marcado Moncloa con este viaje no es otro que apelar en Argentina a un acuerdo con el FMI que permita estabilidad a esta nación hermana en la que vive un mayor número de españoles fuera nuestras fronteras, concretamente medio millón. Este balón de oxígeno a la economía Argentina está más que justificado ya que el país se encuentra en una crisis preocupante. En 2020 perdió un 10% del PIB y el desempleo subió un 11%. Sánchez aterrizó anoche junto a un grupo de empresarios que pretenden encarnar la confianza que España tiene en el futuro de Argentina según fuentes gubernamentales. El presidente argentino Fernández visitó Madrid hace apenas un mes en medio de una ronda de contactos en Europa con países e instituciones multilaterales con las que Argentina intentaba recabar apoyo internacional a su recuperación.

Argentina no pudo saldar la pasada semana su deuda por 2.400 millones de dólares con el Club de París, pero se acogió al período de gracia de 60 días para seguir negociando con el foro de países acreedores. Además, continúa dialogando con el Fondo Monetario Internacional (FMI) con vistas a un acuerdo de refinanciación de deudas por unos 45.000 millones de dólares. Es pertinente recordar que nuestro país es el segundo inversor extranjero en Argentina tras Estados Unidos por lo que profundizar y actualizar nuestra relación estratégica es una prioridad para España.

Sánchez estará menos de 24 horas en Buenos Aires ya que hoy mismo, finalizada su agenda argentina saldrá rumbo a San José, Costa Rica, para un viaje de dos días con una doble vertiente, bilateral y centroamericana. El presidente participará en una cumbre en San José con la mayoría de presidentes del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), que celebra su 30 aniversario. Además, en los márgenes de la cumbre, España ha impulsado otra reunión para abordar el problema de los movimientos migratorios y los desplazamientos forzados en Centroamérica y a la que el Gobierno otorga una especial importancia, algo que no deja de llamar la atención si se tiene en cuenta que existe aun una crisis migratoria, en nuestras propias fronteras con Marruecos, que aún colea y que, si los esfuerzos diplomáticos de España no son eficaces, podría convertirse en un preocupante pulso a largo plazo con nuestro vecino del sur. Sea como fuere, Sánchez también brillará con luz propia en este evento internacional al que han confirmado su asistencia, además de los países que integran el SICA, representantes de Estados Unidos, Alemania, Japón, Irlanda, Suecia, Argentina, Canadá, Brasil, Colombia y Uruguay, y de numerosas instituciones financieras, de la ONU y organizaciones no gubernamentales. El objetivo es reunir a todos los que desean prestar su apoyo a la región para ayudar a resolver el problema migratorio... de Estados Unidos.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino