Irlanda del Norte, un país con un estatus especial

Irlanda del Norte, un país con un estatus especial

Desde el comienzo de este divorcio, la región ha sido una pieza clave del proceso negociador, pues Londres debía asegurar que su salida del bloque y del mercado único no provocaría el restablecimiento de una frontera dura entre las dos Irlandas.

La provincia británica de Irlanda del Norte ha acogido con una mezcla de alivio y resignación la noticia del acuerdo al que han llegado este jueves el Reino Unido y la Unión Europea (UE) para definir su futura relación tras el Brexit.

Desde el comienzo de este divorcio, la región ha sido una pieza clave del proceso negociador, pues Londres debía asegurar que su salida del bloque y del mercado único no provocaría el restablecimiento de una frontera dura entre las dos Irlandas, clave para sus economías y el proceso de paz.

Además, la mayoría de los norirlandeses, como los escoceses, votaron en contra del Brexit en el referéndum de 2016, en reconocimiento de los beneficios que reportó a la región la pertenencia a la UE para, entre otros asuntos, acabar con el conflicto armado.

Un 56 por ciento a favor de la UE
El 56% de los norirlandeses votó a favor de seguir perteneciendo a la UE en el referéndum del 2016, sobre todo los más jóvenes. Muchos temían que un Brexit sin acuerdo acabaría teniendo consecuencias nefastas para el país, así que valoran el pacto como la opción «menos mala».

Lo prometido en el Acuerdo de Paz
El Acuerdo de Paz del Viernes Santo firmado en 1998 eliminó todas las infraestructuras fronterizas construidas durante el conflicto norirlandés, que duró 30 años y terminó con la vida de al menos 3.500 personas. Volver a una frontera dura entre ambos países habría significado una violación del acuerdo que acabó con la violencia.

La «frontera» cambia de lugar
Irlanda del Norte seguirá cumpliendo muchas de las normas de la UE, lo que significa que los camiones podrán seguir cruzando la frontera invisible sin tener que ser inspeccionados. Sin embargo, habrá una nueva frontera «reguladora» entre Irlanda del Norte y Gran Bretaña (Inglaterra, Escocia y Gales).

Normas de la UE vigentes en Ulster
La UE tiene reglas muy estrictas sobre lo que puede ingresar a su mercado cuando se trata de algunos alimentos como carne, leche, pescado y huevos. A partir del 1 de enero, algunos productos alimenticios que lleguen a Irlanda del Norte desde Inglaterra, Escocia o Gales deberán ser controlados para asegurarse de que cumplen con las normas de la UE.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino