Investigan una inédita actividad geotermal en Campo de Hielo Sur

Investigan una inédita actividad geotermal en Campo de Hielo Sur

El evento, que generó una avalancha que avanzó mil metros en desnivel, ocurrió en el área de influencia del volcán Lautaro, uno de los más activos de la Patagonia.

Una extensa huella gris en Campo de Hielo Sur, atribuida a un evento geotermal que arrojó detritos (rocas fragmentadas) y causó una avalancha desde un cerro cercano a la zona pendiente de demarcación limítrofe entre Chile y Argentina, es el nuevo foco de análisis de glaciólogos de la Dirección General de Aguas, del Instituto Antártico Chileno y de la U. de Magallanes.

Imágenes captadas por el satélite Sentinel 2, de la Agencia Espacial Europea, muestran, según expertos, una actividad geotermal en un punto donde no se había visto antes. Según Gino Casassa, jefe de Glaciología y Nieves del Ministerio de Obras Públicas, la zona de inicio "está en territorio chileno y fluye hacia el glaciar Viedma e ingresa hacia el sector con demarcación pendiente".

La "avalancha detrítica", precisa, surgió de la ladera de un cerro a 2.560 metros sobre el nivel del mar, bajó mil metros y cubrió una superficie de unas 172 hectáreas.

El sector está a 30 kilómetros del volcán Lautaro, uno de los más activos de la Patagonia y cuya última erupción fue en 1959. Su entorno se caracteriza por abundante actividad geotermal, incluso con fumarolas.

Casassa señala que el evento fue observado en terreno en octubre por la expedición del japonés Masahiro Minowa, quien realiza un posdoctorado en la U. Austral de Chile. "Ingresó a la zona, hizo varios estudios, estaba regresando y tomó unas fotos y vio esta enorme mancha oscura por esta avalancha ocurrida en este cerro del cordón Mariano Moreno, y lo adjudicó a una actividad volcánica", relata.

No obstante, tras el análisis de las imágenes satelitales en Punta Arenas, los especialistas concluyeron que "está claro que apunta a una actividad geotermal, con una avalancha de detritos que se ve en las imágenes, en una zona donde no se había detectado antes. No podemos decir que es ceniza volcánica". Casassa descarta que sea una erupción, como informaron algunos medios trasandinos.

El equipo de Glaciología del MOP debía entrar ayer a Campo de Hielo de Sur para revisar los glaciares Tyndall y Grey. "Estamos en otra expedición ahora, pero necesitamos ir y estudiar en detalle y tomar muestras de ese sector. Esto nos da una oportunidad única e histórica", dice el glaciólogo.

En esa línea, el Servicio Nacional de Geología y Minería estimó que en el sector, parte del Parque Nacional Bernardo O'Higgins, hubo un evento de remoción en masa, lo que descartaría un flujo de lava o una emisión de ceniza volcánica.

El avance del Pío XI

El volcán Lautaro y su actividad geotermal también son sospechosos de incidir en el glaciar Pío XI, el único que avanza en Campo de Hielo Sur.

"Desde 1925 empezó a avanzar y una de las hipótesis es que podría deberse a una actividad geotermal que es muy intensa bajo el glaciar", dice Casassa. Y está a unos 400 metros de la zona donde hoy se centra la atención.

Esto requiere más investigación, según el glaciólogo, pues puede influir en crecidas de lagos y ríos. No obstante, precisa que en el último evento el drenaje se produce hacia el glaciar Viedma y su cuenca, que alimenta el río Santa Cruz, en Argentina, donde se han aprobado proyectos hidroeléctricos.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino