Inversionistas dan la espalda a Macri, mientras él busca consensos para calmar a los mercados

Inversionistas dan la espalda a Macri, mientras él busca consensos para calmar a los mercados

Analistas apuntan a que el gobierno ha perdido la confianza por sus cambios de discurso, falta de claridad en las medidas y la intervención del banco central.

Cada paso que el presidente de Argentina, Mauricio Macri, da en su intento por aplacar la crisis y devolver la confianza al país es observado con atención por el mercado.

Los dramáticos cambios en el discurso y metas del gobierno, la falta de claridad en las medidas para controlar la inflación, y una mayor intervención del banco central, siguen sumándose a la larga lista de eventos que han afectado con fuerza la credibilidad del Ejecutivo.

Inversionistas y analistas ya sacan cuenta del impacto de las medidas más recientes y aseguran que las consecuencias serán a largo plazo.

Desde Oxford Economics estiman que los cambios de postura tan seguidos envían una señal de que el propio gobierno no confía en su plan con el Fondo Monetario Internacional (FMI). “Ello impulsa la incertidumbre sobre el marco de políticas, lo que erosiona la credibilidad y pone aún más presión sobre los precios de los activos y el tipo de cambio”, aseguran desde la consultora.

Con ella coincide Capital Economics, que señala que “a primera vista, las últimas turbulencias del mercado apuntan a que el PIB continuará contrayéndose entre 6% y 7% interanual en los próximos trimestres”.

Para Edward Glossop, economista para América Latina de la consultora, “el cambio más reciente en la estrategia de intervención del banco central no sólo se vio como ‘presa del pánico’, sino que los responsables de la formulación de políticas tampoco explicaron la decisión”. “La estrategia de comunicación ha sido completamente frustrada. El banco central probablemente pagará el precio”, dice en un informe.

Efecto electoral

Bajo ese contexto, aparece el componente electoral que ha pasado a ser, además, impulsor de mayor volatilidad y contagio. “Parece que los inversionistas se han asustado por los sondeos de opinión que muestran a Macri cabeza a cabeza con la populista (y anti FMI), Cristina Fernández”, dice Capital Economics.

Por ello, con la intención de calmar a los alterados mercados locales, el jefe de Estado anunció contactos con la oposición y en específico con su principal rival política, para negociar “consensos básicos” de gobernabilidad.

Para analistas, esto fue interpretado como una medida desesperada para garantizar la reelección. Y es que, según dijo Shamaila Khan de AllianceBernstein a Financial Times, “la capacidad para contener la volatilidad del peso, previo a la elección, es importante para incrementar las posibilidad de que Macri gane la presidencia”.

FMI en Argentina

El nuevo giro político se produce ad portas de la llegada al país de los técnicos del FMI que hoy empiezan una nueva misión para evaluar la evolución de las metas comprometidas al segundo trimestre de este año. También revisarán los detalles del último cambio del programa, que llevó a que el organismo avalara la intervención en el mercado cambiario, aun cuando el dólar esté dentro de la zona de no intervención.

Se trata de la cuarta revisión del préstamo a tres años. Una vez que se apruebe, se dará el quinto desembolso por unos US$ 5.500 millones. Con ello, se habrá concretado el envío de US$ 44.700 millones, del total de US$ 57.100 millones aprobados para la nación trasandina.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino