Gremios marítimos argentinos advierten "acción directa" contra naves paraguayas, tras detención de buque "Río Piray Guazú"

Gremios marítimos argentinos advierten "acción directa" contra naves paraguayas, tras detención de buque "Río Piray Guazú"

Prefectura Naval de Paraguay detuvo la nave por infringir Ley de Reserva de Cargas

Tras la denuncia realizada por el Centro de Armadores Fluviales y Marítimos del Paraguay contra la compañía naviera CONAY, cuya embarcación de bandera argentina habría violado la Ley de Reserva de Cargas que rige en Paraguay, la Prefectura General Naval de ese último país procedió a la detención del buque de bandera argentina "Río Piray Guazú", lo que generó una gran molestia y sorpresa en Argentina.

El hecho se produjo el pasado 19 de noviembre en circunstancias en las que el remolcador de bandera argentina se encontraba al frente de un tren de barcazas destinadas al transporte de cargas entre los puertos paraguayos de Asunción y Pilar y el puerto argentino de Santa Fe. En ese contexto, la Prefectura Naval de Paraguay emitió una resolución mediante la cual se impidió la carga de los productos al tiempo que se interdictó al buque y se restringió la libertad de los 10 miembros de la tripulación.

La medida causó extrañeza e indignación en la Cancillería Argentina, ya que la nave había sido contratada por una firma paraguaya en virtud del bajo nivel de las aguas en el río Paraguay y considerando que es apta para navegar con poca profundidad.

Ante este episodio, los gremios de trabajadores marítimos argentinos no han quedado fuera de la disputa y han advertido que de no terminarse con este tipo hechos que consideran agresiones y desigualdades, comenzarán a ejecutar medidas de "acción directa2 contra la operación de naves paraguayas en aguas argentinas.

Ley de Reserva de Cargas

El argumento de la fuerza militar y policial de Paraguay para proceder se basó en una aparente violación por parte de la nave argentina de la llamada "Ley de Reserva de Cargas", instrumento legal mediante el cual Paraguay se reserva el derecho de transportar en buques de esa bandera la totalidad de las cargas de exportación e importación. 

Tal es así que una carga depositada en el puerto de Buenos Aires y que tenga como destino Paraguay, debe ser recogida por naves paraguayas, estando vedado a los buques de bandera argentina participar de ese transporte.

Desde la Cancillería Argentina se aclaró que, si bien la ley está vigente, hace años en ese país se eliminó una norma similar, por lo cual buques y barcazas paraguayas cargan y descargan bienes procedentes o destinados a puertos argentinos sin ninguna restricción, existiendo además protocolos de reciprocidad que al parecer Paraguay no contempla.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Paraguay intentó el 28 de noviembre bajar los decibeles a la disputa dejando filtrar una información que indica que la Prefectura Naval Paraguaya obró presionada por el Centro de Armadores Fluviales de Paraguay sin atender que la operación de la nave argentina estaba autorizada por la Secretaría de Marina Mercante de Paraguay. También, el Ministerio de Transporte de Argentina intervino en el asunto, según consignó A24.com

El tema fue tratado el 29 de noviembre en una reunión entre autoridades de Paraguay y Argentina para coordinar acciones para mitigar los efectos de la extrema bajante de los ríos Paraná y Paraguay sobre la navegación.

De acuerdo con lo informado por la Cancillería de Paraguay en la instancia se consideró la situación del remolcador "Río Piray Guazú" de bandera argentina, cuyos servicios fueron contratados en el contexto de la emergencia hidrológica causada por la pronunciada bajante de ambos afluentes.

Del encuentro participaron el viceministro de Relaciones Económicas e Integración de Paraguay, Didier Olmedo y en representación del gobierno de Argentina, el subsecretario para América, Leopoldo Sahores.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino