Gobierno se apresta a hacer una designación política para Venezuela

Gobierno se apresta a hacer una designación política para Venezuela

El actual encargado de negocios llegará al límite de edad para ejercer la función y cancillería proyecta enviar a un funcionario político para lo que queda del periodo

Cuando quedan solo seis meses para el fin de esta administración, el gobierno proyecta un cambio notorio en la jefatura de la representación diplomática en Venezuela. Según supo El Observador en base a cinco fuentes de cancillería, el ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, se predispone a hacer una designación política para la cabeza de la misión en Caracas que reemplazará al actual encargado de negocios, José Luis Remedi, un profesional de carrera que está a meses de alcanzar la edad de retiro estipulada en el Servicio Exterior.

El funcionario a quien el gobierno le pretende confiar la embajada en Venezuela es Gustavo Pacheco, un militante frenteamplista que desempeña un cargo político como director de Cooperación Internacional de la cancillería desde hace ocho años.

Pacheco, quien jamás salió al exterior durante su carrera, ha tenido siempre una intensa actividad política: milita desde muy joven y hace 20 años que trabaja en la comisión del programa del Frente Amplio. De filiación socialista, Pacheco trabajó antes en el Ministerio de Desarrollo Social hasta que le llegó el llamado para ocupar un cargo de director general durante la cancillería de Luis Almagro.

Este miércoles Pacheco cotejó la información que habilitaría a que pueda ser nombrado de forma política durante esta administración. Luego de consultar le transmitieron que hay cinco vacantes disponibles que la administración puede usar para hacer nominaciones en los rangos de ministro y de embajador. En total son veinte puestos y se utilizaron quince en este periodo.

El Observador consultó al canciller Rodolfo Nin Novoa–que este miércoles viajó a Paraná por motivo de la inauguración de un consulado general de Uruguay– por este cambio pero no obtuvo respuesta.

La embajada del FA

Luego de varios años de tener embajadores políticos en Venezuela –Gerónimo Cardozo, Jorge Mazzarovich y Óscar Ramos– durante las administraciones frenteamplistas, este gobierno había cambiado la impronta de la misión con un funcionario diplomático que no respondía al Frente Amplio y que no tenía ningún tipo de vínculo o afinidades ideológicas con el chavismo.

Tras meses de idas y vueltas en los que se nominó a dos candidatos a ocupar el puesto de embajador –Carlos Barros, hoy en Perú, y Alberto Fajardo, hoy en Chile–la decisión del gobierno uruguayo era mantener a Caracas sin un embajador, lo cual señalaba cierta distancia frente al gobierno de Maduro. La misión estaba disminuida desde que Ramos –un hombre de confianza del Frente Amplio que venía de las gremiales del sector automotor– había dejado el puesto vacante en febrero de 2016. Entre esa fecha y el 5 de octubre de 2018, la diplomática Verónica Ramírez –una funcionaria de carrera de menor jerarquía– había asumido como encargada de negocios de forma interina.

Remedi llevaba apenas 39 días como nuevo jefe de la representación uruguaya en Venezuela cuando el gobierno de ese país lo puso en la mira. Los contactos de Remedi con integrantes de la Asamblea Nacional y con representantes diplomáticos de varios países –algunos de los cuales están enemistados con el régimen de Nicolás Maduro– comenzaron a generar ruido en la línea diplomática entre los países. Remedi fue tildado de ―conspirador‖ por parte del gobierno bolivariano y de ―fascista‖ e ―injerencista‖ por parte del comité de base Líber Seregni del Frente Amplio de Caracas. La situación le valió un llamado de atención y un viaje a Montevideo a fines de noviembre de 2018, pero luego de dar su versión en el Palacio Santos, Nin Novoa lo retornó a Caracas.

En diciembre Remedi cumplirá 70 años –la edad máxima para ejercer la función– y pidió al ministro contar con la excepción prevista en la ley para prolongar su estadía. Sin embargo, recibió la negativa del jerarca que ahora piensa en su reemplazo para esa fecha o quizás antes. En este sentido, la administración puede hacer uso de su potestad de adscribir al funcionario diplomático ―por razones de servicio‖ en el momento en el que lo crea conveniente.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino