Fortalecimiento con Estados Unidos marcó la gestión en comercio exterior del gobierno de Lenín Moreno

Fortalecimiento con Estados Unidos marcó la gestión en comercio exterior del gobierno de Lenín Moreno

Dos empresarios estuvieron al frente del Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca, Pablo Campana e Iván Ontaneda.

En los cuatro años del gobierno de Lenín Moreno, el comercio exterior del Ecuador estuvo estrechamente vinculado con el sector privado. Dos de sus representantes, Pablo Campana e Iván Ontaneda, estuvieron al frente del Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca en ese período.

Campana, un empresario del sector inmobiliario, inició su gestión junto a la del gobierno de Moreno, en mayo del 2017 hasta el 19 de junio de 2019, tras su renuncia por motivos personales. Once días después lo asumió Ontaneda, un empresario y dirigente cacaotero, que será el encargado de entregar el Ministerio al próximo Gobierno.

El Ministerio resalta, solo en materia de comercio exterior, 15 hitos logrados durante los cuatro años de gestión, que fueron marcados por la recuperación de la relación con Estados Unidos, el principal socio comercial del Ecuador, con $ 3.189 millones exportados en el 2020 de productos no petroleros, el 19% más que en el 2019.

Esta gestión la inició Campana con la reactivación del Consejo de Comercio e Inversiones (TIC) en 2018, se establecieron seis mesas de trabajo en las que se trataron temas de materia agrícola, propiedad intelectual, aspectos laborales y ambientales.

En la III Reunión del TIC realizada el 10 de noviembre de 2020 en Washington, ya con Ontaneda a la cabeza, se acordó iniciar negociaciones de un Acuerdo de Primera Fase, que se suscribió en Quito el 8 de diciembre de 2020.

Ontaneda explicó que el Acuerdo de Primera Fase se relaciona con la búsqueda de un acuerdo comercial más amplio con Estados Unidos.

Otro logro con ese país fue la incorporación de las rosas ecuatorianas en el SGP, el 30 de noviembre de 2020, mediante proclama presidencial del Gobierno de los Estados Unidos, lo que permitió que desde el 1 de noviembre de ese año las rosas ingresaran al mercado norteamericano con 0% de arancel en vez del 6,8%.

Ecuador ha sido el segundo proveedor más importante de rosas cortadas durante los últimos tres años, proporcionando el 34,30% en promedio del total de las importaciones de rosas frescas cortadas realizadas por los EE. UU.

El acuerdo comercial entre Ecuador y los países de la Asociación Europea de Libre Cambio o Acuerdo Europeo de Libre Comercio (EFTA), suscrito en Islandia, en junio de 2018, es catalogado como otro hito. El acuerdo entró en vigencia el 1 de noviembre de 2020.

El EFTA lo integran Austria, Dinamarca, Reino Unido, Noruega, Portugal, Suecia y Suiza. Se estima que el acuerdo permitirá el crecimiento de las exportaciones de Ecuador en el 12,8%, impulsado por el 13,4% de crecimiento en bienes agrícolas y el 10,6% en el ámbito no agrícola.

También cuenta la entrada en vigencia del Acuerdo Comercial con Reino Unido, ante el anuncio del Brexit, la salida de ese país de la Unión Europea (UE). Desde finales de 2017 y durante el 2018 Ecuador entabló diálogos con Reino Unido para impulsar la negociación del acuerdo que permitió continuar con una relación preferencial a nivel bilateral, que entró en vigencia el 1 de enero de 2021.

Sin embargo, uno de los anhelos de Moreno era la integración de Ecuador a uno de los bloques comerciales más fuertes de la región y el octavo en el mundo, la Alianza del Pacífico, conformada por Chile, Perú, Colombia y México.

Las gestiones se iniciaron en 2019, un año después, el 11 de diciembre de 2020, mediante la Declaración de Santiago, tras la XV Cumbre de la Alianza del Pacífico, celebrada de forma virtual, se firmaron los términos de referencia para las negociaciones con Ecuador; pero la inclusión de Ecuador al bloque tampoco se cristalizó, aunque se han cumplido requisitos como la suscripción del Acuerdo de Integración Comercial con Chile, aunque falta negociar uno con México.

Para Juan Carlos Cassinelli, exministro de Comercio Exterior, las gestiones de ambos ministros fueron acertadas, al señalar que cada uno tuvo sus propios desafíos.

“En el caso del ministro Campana le tocó estar al frente del Comité de Inversiones cuando al Ministerio le dieron la responsabilidad de liderar este aspecto que antes estaba difuso en varias instituciones”, sostuvo el exministro, quien resaltó que eso permitió que se impulse la atracción de inversiones y se firmen contratos de inversión bajo el tutelaje del Ministerio.

También resaltó otros aspectos como el acuerdo con el Reino Unido, el EFTA y el restablecimiento del TIC con Estados Unidos.

“A Ontaneda, en cambio, le tocó asumir el “Super Ministerio” creado de la fusión de los de Industrias, Pesca, Comercio, Inversiones. El mismo Pro-Ecuador, lo cual en sí solo constituye una desproporción de funciones tan especializadas como lo indicado”, analizó Cassinelli, quien pese a las buenas notas de ambos ministros, aseguró que quedaron tareas pendientes.

La primera es no haber logrado salir del estatus de tarjeta amarilla que el Ecuador tiene frente a la Unión Europea por no cumplir aún con requisitos de disuadir con legislación, reglamentación y políticas adecuadas ser destino eventualmente de pesca ilegal.

Cassinelli reconoció que se ha avanzado, pero advirtió que el estatus se mantiene y es peligroso.

El otro pendiente tiene que ver con el banano. El exministro señaló que Ecuador debe estar atento a las normas que “Europa Verde” propone sobre contenido de residuos químicos en la fruta como consecuencia de su fumigación.

“La normativa ya está propuesta y debemos tener alternativas”, dijo Cassinelli, quien también recomendó reforzar el frente de defensa comercial del Ministerio y recuperar ProEcuador como oficina de promoción de exportaciones e inversiones.

En este marco, el Ministerio señaló que se desarrolló un Plan de Optimización de la Red de Oficinas Comerciales, que a nivel presupuestario generó un ajuste del 30% ($ 2,6 millones) al presupuesto proyectado 2021 de gastos administrativos necesario para el funcionamiento de la Red de Oficinas Comerciales en relación con el año 2020.

En tanto, Pablo Arosemena, expresidente de la Federación de Cámaras de Comercio del Ecuador y de la Cámara de Comercio de Guayaquil, es más crítico.

Señaló que el cambio de visión hacia una política “un poco menos proteccionista” que se dio en el gobierno de Moreno con los ministros Campana y Ontaneda dio algo de oxígeno al sector productivo, pero no fue suficiente.

“Esperábamos una mayor apertura al libre comercio y más incentivos para la inversión nacional y extranjera”, reconoció Arosemena, quien sin embargo resaltó la eliminación de salvaguardias, cupos de importación en algunos sectores y aranceles a ciertos productos.

En cuanto a los acuerdos comerciales, indicó que la ruta que ha tomado Ecuador es acertada, aunque señaló que “hace falta velocidad. Dirección sin velocidad no sirve”.

Arosemena añadió que faltó una reforma arancelaria integral, modernizar el sistema de calidad INEN hacia uno que imponga menos trabas al comercio.

“Tenemos un arancel promedio superior al de nuestros países vecinos y somos el cuarto país en el mundo con mayor prevalencia de barreras paraarancelarias (reglamento técnicos INEN)”, sostuvo el exdirigente, quien consideró que el Gobierno entrante tiene una visión técnica y moderna con respecto al comercio exterior.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino