‘Este 2021 esperamos una recuperación de la demanda interna’: Duque

‘Este 2021 esperamos una recuperación de la demanda interna’: Duque

El Presidente hizo un balance del impacto de las medidas que se tomaron por la pandemia.

Ha pasado un año desde que se confirmó la primera infección por covid-19 en Colombia, virus que ya deja más de 60.000 muertos en el país y 2,3 millones de infectados.

En diálogo con EL TIEMPO, el presidente Iván Duque hizo un balance de las medidas tomadas hasta el momento y reveló que se invirtieron 2,4 billones de pesos en la adquisición de 66 millones de dosis de vacunas para inmunizar a los colombianos.

Frente a las críticas por la demora en la vacunación, en comparación con otros países de la región, el jefe de Estado aseguró que “a mediados de este mes llegaremos al millón de vacunados y estaremos navegando a velocidad de crucero para cumplir la meta de los 35 millones de vacunas este año”.

¿Cómo siente que ha manejado la pandemia después de un año?

Antes de hablar sobre nuestras acciones en esta coyuntura histórica, quisiera empezar rindiendo un homenaje a las víctimas del covid-19 en nuestro país. Son más de sesenta mil los colombianos que han fallecido a causa del virus. Pero también son más de dos millones los colombianos que han logrado superar el virus, es decir que estamos hablando de un 96 por ciento de personas recuperadas.

Recordemos que hace un año nadie en el mundo vislumbraba la magnitud de las dificultades que enfrentaríamos y tampoco ningún país del mundo tenía una hoja de ruta para un reto semejante. Independientemente de las acciones que hayamos tomado para mitigar el impacto de la pandemia y del éxito de esas estrategias, la coyuntura actual abre el espacio a una reflexión sobre cómo nuestra sociedad ha enfrentado este gran reto.

Desde el inicio de la pandemia, acompañados de un equipo de expertos, analizamos los reportes que llegaban desde China, así como las indicaciones dadas por la OMS. En la medida en que el virus avanzaba en otros países, fuimos preparándonos y diseñando las herramientas para hacerle frente. Colombia fue el primer país latinoamericano en desarrollar capacidades para detectar el virus en los territorios.

Hicimos rápidamente un censo sobre el alcance de nuestro sistema de salud para saber con exactitud su estado en cada una de las regiones, por eso pasamos de 5.346 camas de unidades cuidados intensivos a más de 12.000. También, pasamos de tener un laboratorio para procesar pruebas covid-19 a 167, avalados por el Instituto Nacional de Salud con capacidad de procesar 72.862 pruebas diarias.

Podemos decir que, en nuestro país, todas las personas que han padecido el virus han tenido acceso a los avances de la medicina. Esto lo logramos mientras el mundo entero se paralizaba, las calles quedaban vacías, Europa veía sus hospitales desbordados. Países como Italia o España no daban abasto. Los esfuerzos de Colombia en la atención de la pandemia nos han merecido el reconocimiento de diversas organizaciones. Por supuesto, esto se debe también a la forma como los colombianos han asumido esta situación. Ha sido con gran resiliencia y con el convencimiento, la fuerza y las ganas de superar esta coyuntura, teniendo presente que el virus no se ha ido.

Algunos piensan que al haber tenido una de las cuarentenas más largas del mundo esta fue excesiva, ¿usted qué cree?

Hablemos con total claridad. Nuestras decisiones a lo largo de este año, para afrontar la mayor crisis mundial desde la Segunda Guerra Mundial, las hemos tomado con el acompañamiento técnico por parte de expertos. Desde el inicio de la pandemia hemos sido conscientes del impacto social, económico y emocional de adoptar medidas de aislamiento social. Ninguna de nuestras decisiones han sido fáciles de tomar.

Por ejemplo, debíamos reducir al máximo la velocidad de contagio, buscando a la vez, las fórmulas apropiadas para mantener la vida productiva. Por eso, cuando el 24 de marzo se inició el periodo formal de aislamiento preventivo obligatorio, garantizamos el abastecimiento de alimentos, bienes y servicios esenciales, y tomamos las medidas para atender a la población más vulnerable, proteger los empleos, asegurar la liquidez del sistema financiero y buscar que Colombia siempre tuviera las herramientas necesarias para salir adelante.

Por eso creamos Ingreso Solidario, para atender a tres millones de colombianos que no contaban con ninguna ayuda por parte de los programas sociales del Estado. A febrero del 2021, hemos realizado 11 pagos que superan los $ 5,15 billones de pesos.

Igualmente, realizamos giros extraordinarios por medio de los programas sociales ya existentes como Familias en Acción, Jóvenes en Acción y Colombia Mayor. Esto nos permitió llegar, incluso, a la cobertura universal de la población mayor de 70 años.

Adicionalmente, con el Programa de Apoyo al Empleo Formal (Paef) protegimos más de tres millones de empleos en más de 190.000 empresas, con una inversión cercana a 5,9 billones, en especial mypimes, desarrollando, así, una política social innovadora.

Adicionalmente, con el programa de Devolución del Iva, en 2020 se benefició a 1 millón de hogares que actualmente son los más pobres y que pertenecen a los programas sociales Familias en Acción y a la lista de priorizados de Colombia Mayor, con un giro de 75.000 pesos equivalentes al gasto de esos hogares en ese impuesto.

También desarrollamos líneas de crédito para los sectores más afectados como el transporte, el turismo y el comercio, con líneas de crédito especiales. Por ejemplo, con el Fondo Nacional de Garantías llegamos a más de 536.000 empresas y trabajadores independientes con créditos garantizados por más de 19,5 billones de pesos.

Adicionalmente, con Findeter hemos otorgado más de 500 créditos por un valor de 1,4 billones de pesos. Así mismo, hemos desembolsado 1,5 billones de pesos, en créditos, para beneficiar a 66.591 empresas. Esto se refleja, entre otras cosas, en que ya hemos recuperado más de 3,4 millones de empleos adicionales a los protegidos.

Todo lo anterior nos permitió desarrollar una arquitectura institucional que demostró que, aunque hemos tenido que hacer muchos sacrificios, nuestro país tiene enormes ventajas, sobre todo, una primordial, y es que no nos rendimos ante ninguna circunstancia.

Tal como se confirmó, el coronavirus entró al país en febrero, ¿se cerraron tarde los vuelos internacionales?

Debo confesarle que restringir la llegada de vuelos internacionales fue una de las decisiones más difíciles que tuve que tomar.

Iniciamos con medidas graduales, como las que tomamos hacia los viajeros provenientes de países a los que ya había llegado el virus, que debían declarar sus lugares de origen y sus síntomas. También, realizamos acciones para que los colombianos que estaban fuera del país pudieran volver a su hogar. En un mundo cada vez más conectado, con millones de pasajeros viajando entre continentes en cuestión de horas, ningún país dejo de ser vulnerable a que sus fronteras aéreas, terrestres o marítimas fueran permeadas por el covid-19. Precisamente por eso estamos hablando de una pandemia.

Todas estas medidas las tomamos con la información técnica disponible en el momento y no haciendo cálculos políticos. Le pongo un ejemplo. Colombia fue el primer país en Latinoamérica certificado para detectar el virus en los territorios.

Teníamos un laboratorio que procesaba cerca de mil pruebas al día, en un momento en el que las pruebas escaseaban a nivel mundial. En tiempo récord, logramos pasar de uno a 167, avalados por el Instituto Nacional de Salud con capacidad de procesar 72.862 pruebas diarias.

Frente a la vacunación, ¿por qué no se compraron dosis de forma temprana como lo hicieron países vecinos?

Nosotros hemos hecho un trabajo juicioso, serio e iniciamos el proceso de compra de vacunas en julio del año pasado, expresando nuestro interés de participar en el Mecanismo Covax. En ese momento también iniciamos los procesos bilaterales con los distintos laboratorios como Sinovac, Pfizer, Janseen, Moderna y AstraZeneca. Para esto, integramos el Comité Asesor del Ministerio de Salud y Protección Social para la inmunización del covid-19.

Así mismo, creamos una instancia asesora para la adquisición de las vacunas e iniciamos la firma de los acuerdos en el mes de octubre. Estas acciones son las que nos permiten contar con 66,5 millones de dosis de vacunas para cumplir nuestra meta de inmunizar a más de 35 millones de colombianos y alcanzar la inmunidad de rebaño.

Es clave entender que el plan de vacunación obedece a unos criterios científicos y que nuestra tarea no era salir al mercado a comprar por comprar, sino garantizar que todos los colombianos tuvieran acceso a la vacuna. Eso implica, por ejemplo, diversificar el riesgo y no depender de un solo laboratorio, asegurar cantidades adecuadas para todos los grupos poblacionales y disponer de las capacidades logísticas para que la vacuna pueda llegar a todo el territorio.

Prueba de nuestra diligencia en el Plan Nacional de Vacunación, es que Colombia fue el primer país del continente en recibir vacunas mediante el mecanismo Covax, con la llegada del primer lote de 117.000 dosis de la vacuna Pfizer el pasado primero de marzo.

¿Está satisfecho con el ritmo de la vacunación?

Yo destaco que la implementación del Plan Nacional de Vacunación es un proceso que avanza de forma progresiva, llegando a todos los rincones del país, las capitales, las ciudades intermedias, los territorios más alejados. A mediados de este mes llegaremos al millón de vacunados y estaremos navegando a velocidad de crucero para cumplir la meta de los 35 millones de vacunas este año. El mundo atraviesa hoy un reto monumental para vacunar millones de personas en el menor tiempo posible. No se trata de una competencia entre países, pero el trabajo que ha hecho Colombia en anteriores procesos de vacunación nos permite sentirnos optimistas para cumplir los objetivos trazados en 2021.

¿Cuánto van a costar los 35 millones de vacunas?

A la fecha hemos invertido alrededor de 2,4 billones de pesos para asegurar 66,5 millones de vacunas, equivalentes a más del 70 % de la población y así alcanzar la inmunidad de rebaño que nos permita afrontar a toda máquina el 2022.

En materia económica, ¿cómo va la reactivación?

Este 2021 esperamos una recuperación de la demanda interna, impulsada por el consumo privado y la inversión. Para ello, estamos implementando el Nuevo Compromiso por Colombia, cuya mayor ejecución de este está programada para el periodo 2020-2022. Esperamos que la economía tenga un incremento de más del 20 por ciento en el nivel de producto interno bruto en el mediano plazo.

Esta estrategia de reactivación está conformada por más de 550 proyectos, con una inversión de más de 138 billones de pesos. Lo estamos implementando con cinco compromisos: generación de empleo, crecimiento limpio y sostenible, más pobres y vulnerables, campo y la Paz con Legalidad, y fortalecimiento del sistema de salud.

Adicionalmente, en septiembre iniciamos los Diálogos de Reactivación Económica con los que hemos regionalizado el Compromiso por Colombia con los ciudadanos, los mandatarios locales y los empresarios. Hasta ahora hemos llevado a cabo 17 talleres en los que se han impulsado 205 proyectos del paquete de reactivación, con una inversión pactada de 56,9 billones de pesos. Además, se han adquirido como acciones complementarias de Gobierno otros 614 compromisos, con una inversión proyectada de 13 billones de pesos.

Con todo esto vamos a generar 2 millones de empleos, para que las familias colombianas tengan la oportunidad de encarar el futuro con optimismo. No vamos a desfallecer un segundo en la tarea de una reactivación económica segura.

El Gobierno va radicar en el Congreso una reforma fiscal ¿eso en qué va?

Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para recuperar la senda de crecimiento económico. Colombia necesita reactivarse con seguridad, protegiendo la población más vulnerable y sentando las bases para un crecimiento sostenible.

El Gobierno Nacional ha hecho grandes esfuerzos en materia social, pusimos en marcha programas como Ingreso Solidario, Devolución del IVA, los giros extraordinarios de Familias en Acción, Colombia Mayor y Jóvenes en Acción; Programa de Apoyo al Empleo Formal, el Programa de Apoyo a la Prima y Ayudar Nos Hace Bien. El 17 de marzo, la Comisión de Expertos de Beneficios Tributarios dará a conocer sus recomendaciones para la reforma fiscal. El proyecto que llevaremos al Congreso tendrá un componente social que atienda la prioridad que como país tenemos que es disminuir la pobreza y aumentar la cobertura de los programas sociales para recuperar la senda de crecimiento.

¿Cuáles son los sectores que tienen más dificultades en reactivarse?

Todos los colombianos sufrieron golpes durísimos por la pandemia y por eso vamos a darlo todo para reactivarnos con seguridad. Los sectores más afectados por la pandemia fueron aquellos que implican aglomeraciones de personas. Somos conscientes del gran desafio que tenemos adelante y por eso seguiremos trabajando de la mano de todos los colombianos para garantizar una vacunación masiva y una reactivación segura.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino