El ocaso de Unasur: Argentina, Brasil y Paraguay abandonan la instancia con menos de una semana de diferencia

El ocaso de Unasur: Argentina, Brasil y Paraguay abandonan la instancia con menos de una semana de diferencia

La decisión del gobierno de Jair Bolsonaro fue anunciada el mismo día que en Bolivia debía traspasar el liderazgo temporal del bloque a dicho país, por lo que formalmente esa titularidad quedó en un limbo.

Sin sede, sin presidente pro témpore y con menos miembros de manera oficial el bloque de Unasur ha perdido nuevamente liderazgo en Latinoamérica, luego de que Brasil confirmará su salida del organismo cuando le correspondía asumir la jefatura temporal del foro.

A través de un comunicado, Bolivia informó de manera protocolar el cambio de mando en el bloque, y aseguró que “durante su mandato nuestro país buscó por medio del diálogo y la concertación, alternativas viables para que este importante Organismo de Integración responda a los desafíos que la actualidad plantea en la región”.

El 15 de abril, Sao Paulo debía asumir la titularidad de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), luego de que Bolivia estuviera ejerciendo la presidencia pro témpore desde el 12 de abril de 2018. Sin embargo, una vez que la cancillería boliviana hizo oficial el traspaso de poder, el gobierno de Jair Bolsonaro confirmó su salida del bloque, la cual será efectiva en los próximos seis meses, luego de “suspender” su participación tras adherirse a Prosur.

De acuerdo a las normativas del organismo sudamericano, la presidencia, que se extiende por un año, se traspasa entre los países miembros por orden alfabético, por lo que ahora correspondía que fuera el turno de Brasil.

Pero luego de que ayer lunes el ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil confirmara la salida de Unasur, la titularidad quedó vacía.

Lo mismo hizo Paraguay el jueves de la semana pasada, acto que fue seguido por Argentina, que el día viernes al confirmar que se retira del bloque argumentó que el hecho de que el organismo no tenga secretario general hace dos años, “una agenda con alto contenido ideológico y muy alejada de sus objetivos iniciales y el desorden administrativo que prevaleció en la organización los últimos tiempos”, fueron los factores que provocaron su salida.

Tras ello, Unasur perdió a Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Paraguay y Perú como miembros de forma oficial. Y además, el bloque quedó sin sede, ya que, una vez que fue confirmado que Quito no sería parte del foro, también el gobierno de Lenín Moreno solicitó que el recinto que alberga la sede -ubicada a 12 kilómetros de la capital- fuera devuelto.

Prosur, el nuevo bloque sin Venezuela

La fractura en Unasur quedó más en evidencia tras la creación de Prosur (Foro para el Progreso de América del Sur), instancia originada a partir del impulso del Presidente Sebastián Piñera y su homólogo colombiano, Iván Duque, quienes además obtuvieron el respaldo de Argentina, Brasil, Ecuador, Perú y Paraguay.

Mientras, Bolivia, Guyana, Surinam y Uruguay prefirieron no sumarse a la nueva instancia, pero quedaron con el rol de observadores. Sólo Venezuela no fue invitado a formar parte del nuevo organismo a raíz de la compleja situación política que enfrenta.

De hecho, según explicó Piñera, la exclusión de Venezuela se debe que los países que estén interesados en formar parte de Prosur son naciones que “tengan un compromiso con la democracia”.

Su inauguración se concretó a mediados de marzo en Santiago, en una ceremonia que tuvo a La Moneda como escenario y que concretó la inició del nuevo bloque, en donde Chile quedó con la presidencia pro témpore.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino