El Mercosur tiene “un dinamismo sin precedentes” y está cada vez más alineado con “los intereses” de Uruguay, dice el gobierno

El Mercosur tiene “un dinamismo sin precedentes” y está cada vez más alineado con “los intereses” de Uruguay, dice el gobierno

El cambio de signo político en la región, en particular en Argentina y Brasil, parece no haber provocado dificultades en el relacionamiento que mantiene Uruguay con esos países. Por el contrario, el gobierno de Tabaré Vázquez considera que el Mercosur se encuentra cada vez más alineado con ―los intereses estratégicos‖ del país, aun después de la llegada de Jair Bolsonaro a la Presidencia.

El año pasado ―la agenda externa del Mercosur se caracterizó por contar con un dinamismo sin precedentes‖, dice el Informe y memoria  anual  de  la  gestión  del gobierno  nacional  2018  que  se  envió  el  1º  de  marzo  al  Parlamento.  Luego  de  las primeras  reuniones  del  bloque  desarrolladas  en  2019,  con  Bolsonaro  ya  en  el Palacio de Planalto, la Cancillería considera que ese análisis sigue vigente, dijeron a Búsqueda fuentes del gobierno.

El trabajo diplomático en el bloque regional es mejor de lo que algunos integrantes del gobierno y la oposición auguraban antes de que asumiera Bolsonaro. Es que su ministro de Economía, Paulo Guedes, habíadeclarado en octubre del 2018, antes de  ocupar  el  cargo,  que  el  Mercosur  no  estaría  entre  sus  prioridades.  Desde  la Cancillería de Brasil matizaron esas afirmaciones poco después, y el trabajo en el terreno parece seguir la línea de Itamaraty, evaluaron desde el gobierno.

Economías dinámicas

El Poder Ejecutivo destacó en su informe al Parlamento los avances desarrollados por el bloque regional en su ―agenda exterior‖. Describió las cinco ―negociaciones activas en simultáneo‖ con la Unión Europea (UE), la Asociación Europea de Libre Comercio  (EFTA),  Canadá,  Corea  del  Sur  y  Singapur.  También  mencionó  los ―diálogos  exploratorios‖  con  China,  Japón,  la  Unión  Económica  Euroasiática  y Nueva Zelanda, y la implementación de nuevos criterios para las relaciones con la Alianza del Pacífico.

Con  la  UE  hubo  siete  rondas  de  negociación,  aunque  los  dos  bloques  no consiguieron  cerrar  el acuerdo  antes  de fin de  2018,  como  habían  planeado. Este mes retomarán las reuniones para intentar superar las diferencias vigentes.

El  Mercosur  y  la  EFTA  (integrada  por  Islandia,  Liechtenstein,  Noruega  y  Suiza) mantuvieron cuatro rondas de negociación y, según el gobierno, hubo ―progresos sustantivos   en   varios   capítulos   que   compondrán   el   futuro   acuerdo,   incluso lográndose cerrar variosde ellos.

La  Cancillería  uruguaya,  que  presidió  el  bloque  durante  el  segundo  semestre  del 2018, tiene expectativas puestas en lo que pueda suceder con las conversaciones con Canadá. La negociación se lanzó a comienzos del 2018 y ya completó cuatro rondas,  lo  que  permitió  cerrar  algunos  capítulos  e  intercambiar  ofertas  para  el acceso a los mercados de bienes, servicios y compras gubernamentales.

Las  negociaciones  con  Corea  del  Sur  y  Singapur  están  un  poco  más  retrasadas, pero el gobierno también les ve buenas perspectivas.

En  el  documento,  el  Ministerio  de  Relaciones  Exteriores  dijo  que  el  Mercosur ―incrementó  sustancialmente  su  actividad  en  el  relacionamiento  con  países  o grupos  de  países fuera  de  la  región‖. Añadió  que el  bloque  ―tiene  una  agenda orientada  a  los  mercados  más  atractivos  y  dinámicos,  a  la  vez  de  una  creciente profundización de las relaciones con las economías asiáticas.

En  síntesis,  se  subraya  una  creciente  alineación  de  la  agenda  externa  del Mercosur con los intereses estratégicos en materia de inserción internacional de los Estados partes del bloque, manteniendo vínculos cada vez más estrechos con las economías más pujantes y destacándose la negociación de instrumentos  ̳de última generación‘,  ajustados  a  las  más  exigentes  tendencias  del  comercio  mundial‖, sostuvo la Cancillería.

Para el 2019, la Dirección General para Asuntos de Integración y Mercosur planteó como objetivo principal ―finalizar las negociaciones en curso que ya se encuentran en su etapa final (UE, EFTA, Canadá).

A nivel interno, según el gobierno, Uruguay buscará avanzar en la negociación de un  acuerdo  de  facilitación  del  comercio  ―intra  bloque‖  y  la  revisión  del  arancel externo común.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino