EEUU y Venezuela ven fraude; Argentina y Nicaragua cuestionan OEA y dicen golpe

EEUU y Venezuela ven fraude; Argentina y Nicaragua cuestionan OEA y dicen golpe

Los embajadores representantes de los países que hacen parte de la Organización de los Estados Americanos (OEA) se dividieron ayer en tres trincheras: los que apoyan al Gobierno nacional y señalan que en 2019 hubo un “golpe”; los que creen que existió “fraude” y los que mostraron cierta neutralidad y se limitaron a demostrar confianza en el trabajo de las misiones.

Los diplomáticos de Estados Unidos, Venezuela y Brasil respaldaron la hipótesis de que se dieron irregularidades en los comicios de 2019, en Bolivia. “Lo que ocurrió el 20 de octubre de 2019 fue un intento de fraude electoral llevado a cabo por partidarios del expresidente Evo Morales en contra de la voluntad del pueblo boliviano”, dijo el venezolano Gustavo Tarré. “Después de irregularidades notables en primera ronda, la OEA fue invitada por el gobierno boliviano para llevar a cabo análisis de la integridad de las elecciones”, expresó el diplomático estadounidense, Bradley Freden.

Por su parte, el embajador argentino ante la OEA, Carlos Raimundi, criticó duramente a la misión electoral que participó en 2019. “Fue un instrumento eminentemente político y trajo consecuencias trágicas para el pueblo boliviano”, dijo.

El nicaragüense Luis Alvarado pidió investigación. “La instrumentalización política de esta misión electoral por parte del Gobierno de Estados Unidos, a través de sus testaferros en la Secretaría General, condujo a materializar el golpe”. La embajadora mexicana Luis Elena Baños acusó que Luis Almagro fue “irresponsable” y que también instrumentalizó la misión.

Los diplomáticos que fueron neutrales, pero respaldaron el trabajo histórico de las misiones de la OEA fueron los de Canadá, Paraguay, República Dominicana, Ecuador, Colombia y Honduras.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino