Cisma en el nacionalismo escocés

Cisma en el nacionalismo escocés

Las fugas del SNP al nuevo Partido Alba de Alex Salmond pueden frustrar el segundo referéndum

Alex Salmond asegura que el objetivo de su nuevo Partido Alba en Escocia es asegurar "una supermayoría para la independencia". La polémica decisión del ex ministro principal artífice del referéndum soberanista del 2014 puede sin embargo lograr todo lo contrario y frustrar la posibilidad de una nueva consulta, según advierten los analistas.

Nicola Sturgeon, sucesora de Salmond y líder del Partido Nacional Escocés (SNP), ha preferido no tomarse personalmente el desafío de su viejo mentor. "Una de las cosas que irritan es que todo esto se describa como una pelea Salmond/Sturgeon, como si hubiéramos discutido sobre temas políticos", reconoce la actual ministra principal. "El origen de todo esto es que él fue acusado de una conducta seriamente inapropiada".

Hace un año, efectivamente, Alex Salmond fue acusado de 13 cargos de acoso sexual y uno de violación. El juicio estuvo precedido de una larga investigación interna del Gobierno escocés, y el papel de la propia ministra principal, Nicola Sturgeon, en ese proceso quedó en entredicho.

La semana pasada, Sturgeon logró superar en último extremo una moción de censura tras un doble informe sobre si sus acciones violaron o no el código ministerial.

Salmond no se dio por satisfecho y amenazó con acciones legales contra el Gobierno de su antigua "protegida", con quien fue uña y carne hasta el 2014.

El ex ministro principal le acusa de una venganza personal y política en toda regla. Salmond ha cuestionado incluso "la capacidad de liderazgo" de Sturgeon para lograr la independencia, y eso le ha servido de justificación para lanzar el Partido Alba ("Escocia", en gaélico).

Las fugas a la nueva fuerza política han empezado por arriba: dos diputados independentistas (Neale Hanvey y Kenny MacAskill) han anunciado que dejan el SNP y se van con Salmond. "Este partido va a servir para reafirmar nuestro movimiento", declaró Hanvey. "La independencia es una iglesia grande donde cabe más de un partido político", terció MacAskill.

Lo cierto es que los dos diputados estaban en horas bajas dentro del SNP (Hanvey fue suspendido temporalmente por unas declaraciones de contenido antisemita). Otro puñado de fugas a nivel local está sirviendo para tantear el verdadero alcance del Partido Alba, aunque la gran prueba de fuego es la popularidad bajo mínimos de Alex Salmond, que perdió su propio escaño en el 2017.

Dentro del SNP, el liderazgo de Nicola Sturgeon parece de momento incuestionable. Su gestión de la pandemia y su aversión al Brexit le hizo subir enteros durante el 2020.

Su tirón popular sirvió incluso para se produjera el sorpasso de la independencia en las encuestas, por primera vez desde el 2014 (cuando ganó la permanencia por 55% a 45%)

Pero la polémica de Alex Salmond unida a la remontada de Boris Johnson por la campaña de las vacunas le han hecho perder terreno a Nicola Sturgeon entre los escoceses. Aún así, la encuesta del Financial Times para las elecciones regionales del 6 de mayo la dan como segura ganadora con el 49% de los votos, frente al 22% de los conservadores.

La gran incógnita es si Sturgeon logrará la mayoría absoluta, una condición casi imprescindible para dar impulso a sus planes para el segundo referéndum.

El Partido Alba ha decidido presentar 56 candidaturas en las listas regionales y renunciar a las 73 restantes por distritos electorales. La amenaza es por tanto limitada pero puede ser suficiente.

"Si Salmond logra un 4% o un 5% del voto en las regiones cruciales, y esos votos provienen del SNP, puede hacer perder a Sturgeon uno o dos escaños necesarios para lograr la mayoría absoluta", advierte el analista de la Universidad de Strathclyde John Curtice, considerado por muchos como el oráculo de la política británica.

"Salmond va a suponer sin duda un reto estratégico al Partido Nacional Escocés", advierte Curtice. "Aunque la medida de su éxito puede finalmente estar en su popularidad personal. Aunque capture en sus filas a algunos activistas e incluso diputados del SNP, la gran pregunta es: ¿le volverán a votar los escoceses?", concluye el analista.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino