Argentina impulsa candidatura de excentro de tortura como Patrimonio Mundial ante Unesco

Argentina impulsa candidatura de excentro de tortura como Patrimonio Mundial ante Unesco

La candidatura fue presentada por el canciller de Argentina, Felipe Solá, el pasado 2 junio ante la Unesco.

La Cancillería argentina informó sobre el avance del proceso para la candidatura del Museo Sitio de Memoria ESMA, un excentro clandestino de detención, tortura y exterminio, a la Lista del Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por su sigla en inglés).

Se realizó este miércoles un encuentro entre el jefe de gabinete de la Cancillería, Guillermo Justo Chaves y la embajadora argentina ante la Unesco, Marcela Losardo, en el cual se trató sobre la relevancia de esta acción.

“Los derechos humanos son el contenido moral de las democracias y la postulación de este emblema del Nunca Más y de un pasado que no debemos olvidar, es parte de esta política integral en materia de Derechos Humanos que lleva adelante el Gobierno nacional y que es reconocido a nivel mundial”, subrayó el diplomático Chaves.

La candidatura fue presentada por el canciller de Argentina, Felipe Solá, el pasado 2 junio con el objetivo de otorgar visibilidad internacional al terrorismo de Estado ejercido durante la dictadura cívico-militar de Argentina en 1976-1983, y que tuvo a la desaparición forzada de personas como base de su accionar.

El Espacio Memoria desde su sitio oficial refirió que esta propuesta busca impulsar la inclusión del Museo Sitio de Memoria ESMA (Escuela de Mecánica de la Armada) en la Lista de Patrimonio Mundial de Unesco y del predio Espacio Memoria y Derechos Humanos como zona protegida por “ser testimonio y símbolo de la importancia de la persuasión y el consenso social como medios para obtener Justicia”.

La postulación fue impulsada desde 2015 por el Directorio de Organismos de Derechos Humanos del Espacio Memoria y fue aceptada en 2017 como parte de la Lista Tentativa del Comité de Patrimonio Mundial de Unesco.

La ESMA fue uno de los centros de detención, tortura y exterminio centrales que implementó la última dictadura cívico-militar Argentina entre 1976 y 1983, donde se cometieron crímenes horrendos, que aún están siendo investigados y juzgados en tribunales federales.

Otros cinco sitios de esta índole reconocidos por la Unesco son el Robben Island en Sudáfrica, emblema de la lucha contra el racismo; el campo de concentración y exterminio del nazismo en Auschwitz-Birkenau, Polonia; el Memorial de la Paz de Hiroshima, Genbaku Dome, en Japón; la Isla de Gorée en Senegal, símbolo de la lucha contra la esclavitud; el barrio del puente viejo en Bosnia; y Herzegovina, ubicado en el centro histórico de Mostar.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino