Bolivia  ●  Chile  ●  Evo Morales  ●  Islas Malvinas  ●  Mercosur  ●  Mercosur-UE  ●  Venezuela

Analistas destacan importancia de nuevo programa económico para el reimpulso de Argentina

Analistas destacan importancia de nuevo programa económico para el reimpulso de Argentina

Argentina tendrá elecciones generales el próximo 27 de octubre, jornada ante la cual aumentan las interrogantes acerca de cómo será el tratamiento que el próximo gobierno le otorgue al tema económico, en medio de un escenario de profundas tensiones.

El fuerte nivel de endeudamiento que tiene el país sumado a la inflación y la recesión, son parte de la realidad que hoy inquieta a la población, y que, según analistas, son temas que deben estar contemplados en el programa económico de la siguiente Administración.

Ante una realidad compleja en el terreno económico, financiero, político, y ahora, social, producto de la caída del salario real y mayores niveles de pobreza, expertos en el área sostienen cuáles son los elementos más importantes a contemplar para el año venidero.

Según el economista Fausto Spotorno, un programa económico que haga frente a la actual realidad de Argentina "deberá incluir al menos cuatro aspectos fundamentales: la cuestión de la deuda, la debilidad de la moneda, la cuestión fiscal y la falta de crecimiento económico".

"Hoy estos puntos son los que generan mayor desconfianza y esto se refleja en baja credibilidad que tienen todos los títulos financieros y monetarios que fueron emitidos por el Estado Nacional o el Banco Central (BCRA)", sostuvo Spotorno en una columna difundida por el diario local Cronista.

En este punto, el director del Centro de Estudios Económicos de Orlando Ferreres destacó el alto nivel del índice Riesgo País, que hoy supera los 2.157 puntos básicos, como un indicador de desconfianza de los títulos soberanos de Argentina, a lo que se suma que, internamente, el país tiene la tasa de política monetaria más alta del mundo (79,21%) para mantener el flujo de capitales en pesos y evitar su huida a intereses en dólares.

El economista pone foco, precisamente, en puntos de gran vulnerabilidad que enfrenta el país, considerando que en lo concerniente a la deuda de corto plazo, se pidió a los acreedores privados un reperfilamiento, al igual que se encaminan gestiones con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para también reestructurar los plazos de pago de los compromisos financieros.

En otro análisis, el economista Ricardo Arriazu sostiene que Argentina cuenta con tiempo suficiente para una negociación efectiva con los acreedores.

"El año que viene solo vencen de legislación extranjera 3,500 millones de dólares. Casi todo lo que vence es legislación nacional o pesos. Los grandes vencimientos son 2021 y 2022, lo que da un enorme tiempo, porque no se necesita patear el tablero y que vengan los fondos buitres. Da tiempo para una negociación amigable", sostuvo Arriazu.

Sin embargo, la deuda es sólo uno de los elementos que debe concentrar la atención de la próximo gobierno argentino, continuó Spotorno, quien considera que el factor clave es la reducción del déficit fiscal.

"El déficit fiscal también debe ser reducido, de otra manera no serían creíbles ni las negociaciones con los acreedores, ni la moneda, porque el gobierno seguiría en la necesidad de endeudarse o emitir dinero para financiar el déficit del Estado", apuntó.

El economista concluyó que el último eje que debe tener el nuevo programa económico "es el del crecimiento", considerando que "la economía argentina no crece desde el año 2011".

Este objetivo trae aparejado una serie de cambios que apuntan a menores presiones tributarias y además a una tasa de interés más baja, que finalmente aliente al sector productivo.

"El crecimiento económico no lo genera el Estado, sino el sector privado, que hoy está ahogado por la presión tributaria, las regulaciones estatales y por la falta de acceso al crédito", finalizó Spotorno.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino