Abdo llega al tercer año de gestión debilitado y acorralado por crisis

Abdo llega al tercer año de gestión debilitado y acorralado por crisis

Analistas políticos y una legisladora afirman que el Gobierno está aplazado y no articula soluciones para los problemas del país. Falta de liderazgo y corrupción son las características.

Analistas y políticos coinciden en que el gobierno de Mario Abdo Benítez, del cual se cumplen tres años el próximo domingo, está marcado por la falta de liderazgo del mandatario, sometido a la voluntad del cartismo y la corrupción que permea a todas las instituciones.

Por un lado, el analista político Alfredo Boccia Paz calificó al Gobierno como uno muy malo. Es un Gobierno que no dio respuestas a los problemas que se dispuso resolver al comienzo, que no cumplió las promesas del discurso de asunción, sobre todo aquello de “caiga quien caiga” y de limpiar la corrupción de la estructura del Estado, y que defraudó en temas cruciales para el país como el tema de la crisis por el acta entreguista de Itaipú y su sumisión final a Horacio Cartes, de quien ahora más que nunca depende para terminar el mandato”, subrayó Boccia.

Explicó que Marito no pudo doblegarlo a Cartes en esa disputa que tuvieron por hacerse con todo el poder, que inicialmente le dio fuerzas al presidente desde el Ejecutivo con la migración de algunos políticos que habían apoyado a Cartes, pero luego la fuerza económica del cartismo y su amplia mayoría, sobre todo en Diputados, permitió que fuera copando otras instituciones del Estado –Jurado de Enjuiciamiento, Fiscalía, Consejo de la Magistratura, etcétera– e imponiendo condiciones que Abdo se vio poco a poco obligado a cumplir.

Boccia resaltó que el punto que marcó especialmente al mandatario fue el acta de Itaipú “que casi le cuesta el cargo”. “Ese fue un punto bisagra, un parteaguas, hasta allí Marito todavía tenía personalidad propia. A partir de allí, fue un sumiso al poder de Cartes”, opinó el analista.

Agregó que el peor error del presidente fue prometer algo que estaba muy lejos de cumplir, es decir, pretender terminar con la impunidad. “Era imposible que pueda hacerlo, por sus antecedentes, los de su partido, de su origen político, de su dependencia de Cartes (...). Hoy ya nadie cree en él, y entonces hay como una especia de resignación de la gente”, lamentó.

Aplazado. Por su parte, Hugo Estigarribia, analista y ex senador colorado, señaló que el Gobierno está “totalmente aplazado”, con falta de liderazgo, empañado por la corrupción, con falta de gestión y tino político, y dependencia de Horacio Cartes.

Afirmó que Abdo carece de capacidad para gobernar, y no corta la corrupción en el seno de su propio Gobierno, porque antes que destituir espera las renuncias de los corruptos. “No tuvo una línea política clara, porque él gana con una alianza contra Cartes y termina siendo dependiente de Cartes. No mantuvo una línea política”, aseveró.

Estigarribia también señala que desde el acta entreguista de Itaipú en 2019, para evitar su juicio político Marito cae en manos de quien fue su enemigo político: Horacio Cartes, quien tenía una mayoría fáctica en la Cámara de Diputados para evitar su caída.

Agrega que el aplazo de gestión se nota actualmente en la escasez de vacunas, en la carencia de infraestructura en salud, en la falta de transparencia del Gobierno. “Es un Gobierno sin rumbo, sin brújula, sin liderazgo, y caracterizado por mucha corrupción”, expresó el ex senador.

Finalmente, la diputada Kattya González, del Partido Encuentro Nacional (PEN), fustigó que el Gobierno de Abdo repite una serie de vicios de la cúpula del Partido Colorado. “Lo que hizo (Mario Abdo) fue repartir feudos para cumplir probablemente con promesas electorales”, afirmó.

Indicó que nada cambió. “Hay una falta de liderazgo y de toma de decisiones. No se hicieron reformas, no hay ideas, no hay seriedad en la administración. Todo lo que hace se hace sin la debida transparencia. Dependemos de un sistema casi inercial en el Estado”, se quejó González.

Es un muy mal Gobierno. Un Gobierno que no dio respuestas a los problemas que se dispuso resolver al comienzo. Alfredo Boccia Paz, analista político.

Este es un Gobierno sin rumbo, sin brújula, sin liderazgo, y caracterizado por mucha corrupción. Hugo Estigarribia, ex senador.

Faltan liderazgo y toma de decisiones. No se hicieron reformas, no hay ideas ni seriedad en la administración. Kattya González, diputada.

Acta entreguista y corrupción son las marcas de Mario Abdo
Si bien hay una serie de errores del mandato de Mario Abdo Benítez, los analistas coinciden en que el intento de juicio político en 2019 por el acta entreguista de Itaipú y la corrupción en plena pandemia en instituciones, como Petropar y el Ministerio de Salud, marcan especialmente al Gobierno actual. En Petropar, la ex presidenta Patricia Samudio y su esposo José Costa Perdomo fueron acusados por supuesta lesión de confianza en la compra de agua tónica y tapabocas durante la pandemia del Covid-19. Marito no destituyó a Samudio sino que esperó su renuncia. Por otro lado, dentro del marco de la pandemia actual, el Ministerio de Salud llamó a licitación para adquirir en forma urgente insumos y camas para Covid-19 en abril del 2020, pero hubo irregularidades y apenas sumarios administrativos. Por si fuera poco, Paraguay está rezagado en la vacunación anti-Covid.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino